Skip to main content

Así ha cambiado mi rutina diaria el Amazon Echo Show 15

Si hace años alguien nos hubiera dicho que en casa tendríamos unas pantallas para pedirles que hicieran cosas por nosotros, habríamos tratado de loco a dicha persona. En pleno 2022 esto es una realidad ineludible, y Amazon es especialista en ello.

La línea Echo Show nos ofrece la posibilidad de interactuar con Alexa, al mismo tiempo que disponemos de una pantalla para lo que gustemos. Debo reconocer que siempre he sido un poco reticente a utilizar este tipo de productos porque no veía cómo ni cuándo hacerlo. Sin embargo, desde que el Echo Show 15 cayó en mis manos hace unas semanas mi percepción sobre ellos ha cambiado.

En las siguientes líneas no presentaré un análisis sobre las especificaciones del Amazon Echo Show 15 ni hablaré de su rendimiento, pues esto ya lo hizo muy bien mi compañero Daniel Matus. Lo que haré es contarte cómo este dispositivo ha cambiado parte de mi rutina diaria desde que lo instalé en mi casa.

En primer lugar, aclararé que lo ubiqué en la cocina porque me parecía que sería el lugar donde más podría aprovecharlo, ya que junto con mi despacho es la parte de mi morada donde más tiempo paso.

Dicho esto, te contaré algunas partes de mi rutina diaria para que sepas cómo interviene el Amazon Echo Show 15 con Alexa.

Consultas matinales

Por las mañanas, antes de ponerme a trabajar, paso un buen rato en la cocina. Tengo tres gatos y dos perros, todos muy viejitos y con sus manías, así que cada día estoy en la cocina durante una media hora para prepararles sus comidas y medicinas.

Amazon Echo Show 15

Después de esto, saco a los perros a pasear y miro en mi teléfono cómo está el tiempo. Al llegar, antes de ponerme ante el ordenador, repaso las noticias del día.

Pues bien, desde que tengo este dispositivo he optimizado el tiempo: mientras preparo las cosas de los bichejos le pido a Alexa que me diga cómo está el tiempo, así que me evito tener que acudir al teléfono. A continuación le pregunto cuáles son las noticias del día y las escucho mientras preparo todo. De este modo, cuando llego del paseo perruno me puedo poner a trabajar de inmediato.

Cocinar es un poco más fácil

Me gusta comer sano y me encanta cocinar, así que prácticamente todos los días me meto a la cocina un buen rato para preparar el almuerzo y la cena del día (o del siguiente).

Cuando no uso recetas que ya conozco, suelo improvisar o buscar en internet qué hacer con los ingredientes que me quedan en el refrigerador. Ahora lo que hago es preguntarle a Alexa qué puedo cocinar, por lo que me ahorro otro ratito. Lo que más me gusta es que puedo seleccionar una receta y pedirle que me dé los pasos a seguir. Además, puedo consultar en la pantalla cómo se hace.

Amazon Echo Show 15

¡Ah!, hay otra cosa más. Mientras cocino, muchas veces se me acaban los ingredientes. Antes tenía que acordarme para después anotarlo en un chat de Telegram que tengo con mi pareja (por si acaso él va a comprar), pero ahora solo tengo que decirle a Alexa que anote lo que falta. Lo mejor es que esa lista se vuelca en nuestros teléfonos sin que hagamos nada de nada.

Entretenida con mi “guilty pleasure”

Una de las mayores ventajas de tener un Echo Show es contar con una pantalla extra para ver contenido multimedia. Mentiría si digo que utilizo el mío para ver películas o series, ya que soy demasiado sibarita en ese aspecto y necesito un display grande y un buen sofá.

Amazon Echo Show 15

Sin embargo, aprovecho los tiempos en la cocina para poner videos en YouTube o streamings de Twitch. También le saco partido a los altavoces —que suena muy muy bien— para escuchar un poco de metal en Amazon Music o algún podcast. Ahora bien, lo que más me gusta es pedirle a Alexa que abra TikTok y me muestre en la pantalla del Echo Show 15 mi feed.

Suena un poco raro, pero la verdad es que jamás me imaginé que podría estar viendo TikTok en una pantalla mientras se asaban las verduras de la cena. Créeme, la rutina se ha vuelto mucho más amena desde que tengo este dispositivo en la balda de mi cocina.

Recomendaciones del editor