Revisión de la Fujifilm Instax Mini LiPlay

¡Es cámara! ¡Es impresora! Y es muy, muy divertida

La Instax Mini Li Play es un buen híbrido con una app fácil de usar.

Lo bueno

    Es cámara digital e impresora móvil
    Divertida función para grabar audio
    La app funciona muy bien
    Pantalla LCD
    Opción de MicroSD

Lo malo

    La batería dura poco y no la puedes cambiar
    No incluye modos creativos
    Opciones limitadas para imprimir

Puntaje

7/10

La Instax Mini LiPlay es el más reciente modelo en la sumamente popular línea de cámaras instantáneas, y no se parece a nada que hayas visto antes. Más que solo una cámara, también es una impresora móvil. De hecho, la LiPlay (no estamos seguros de cómo se pronuncia) es básicamente una impresora Instax Share con una cámara digital en el frente y una pantalla LCD detrás.

Se podría decir que en cierto modo esto es hacer trampa, hablando de “película instantánea”, pues la imagen no es expuesta directamente por el lente. Esto lo convierte en un aparato mucho más práctico tanto en términos de tamaño como de costo operacional. El lente es mucho más pequeño, pues solo necesita cubrir un minúsculo sensor, y con el tiempo ahorrarás dinero al no tener que imprimir cada foto que tomes. Su precio inicial de $160 dólares no está nada mal.

DISEÑO Y MANEJO

La unidad que revisamos llegó en color Blanco Piedra, tonalidad que hace que la cámara parezca un jabón grande. Los toques plateados definitivamente aportan una vibra retro. La superficie es muy lisa por lo que no es la cámara más fácil de sujetar.

revision instax mini liplay fujifilm feat 1200x9999
Daven Mathies/Digital Trends

La organización de los botones tampoco ayuda con eso. El disparador está en la parte frontal derecha y es difícil de alcanzar con el dedo índice sin que los otros dedos tapen el flash o el lente. El botón para grabar audio también está al frente, pero en la otra esquina, y del lado izquierdo hay tres botones de atajos y el botón de encendido. Nada de esto tiene sentido, pero imaginamos que uno se acostumbra. Es parte de su encanto.

Los botones de atajos te permiten aplicar rápidamente un marco favorito y ver una imagen previa antes de tomar la foto; también puedes aplicar marcos después. La cámara incluye muchos marcos incorporados – puedes agregar de todo, desde globos de texto hasta efectos de color, y desde la aplicación se pueden agregar más cosas. Probablemente no los estarás usando todo el día, pero en algunas situaciones pueden resultar divertidos.

revision instax mini liplay fujifilm review 15 1200x9999
Daven Mathies/Digital Trends

Como cámara digital, la Mini LiPlay no es nada excepcional, y no necesita serlo. Tiene… alguna cantidad de megapixeles, suficientes para hacer una impresión de 1.8 x 2.4 pulgadas, y realmente eso es todo lo que necesitamos saber. No calificaríamos a la calidad de la imagen como “genial”, pero logra conservar ese aspecto de película instantánea de vieja escuela.

Como cámara digital, la Mini LiPlay no es nada excepcional, y no necesita serlo.

En el menú hay una opción básica de compensación de la exposición, y puedes activar o desactivar el flash, pero eso es todo en lo que a control manual se refiere. La sencillez es una ventaja en algunas situaciones, aunque también puede ser una traba. El único punto focal está en el centro del cuadro, por ejemplo, y eso te obliga a enfocar y luego reencuadrar  cuando tu punto de interés no se encuentra justo en el centro, y el autoenfoque en sí es bastante lento.

La pantalla tampoco tiene nada de especial. Es de baja resolución y tiene un aspecto desgastado, pero no importa – es una Instax. Nuestra única queja real es que no es táctil. Las imágenes se graban en la memoria interna o en una tarjeta MicroSD.

Como cámara es divertidísima, pero la LiPlay es aún mejor como impresora portátil. Obtendrás mejores resultados tomando una foto con tu teléfono y enviándola a imprimir a la cámara. Cabe señalar que “mejores” no es sinónimo de “buenos” – también imprimimos una imagen tomada con una Hasselblad de $10,000 dólares y un lente de $5,000, y de todos modos se veía como una foto instantánea barata, aunque, bueno, esa es la idea.

Una desventaja de que la Mini LiPlay sea totalmente digital es que la batería dura menos

Una desventaja de que la Mini LiPlay sea totalmente digital es que la batería dura menos. Tomamos 22 fotos, imprimimos 24 y se encendió la luz de advertencia de la batería. Eso definitivamente no es bueno al compararla con otras cámaras – y es peor aún por la falta de una batería intercambiable – pero la buena noticia es que se carga a través de un USB, así que puedes recargarla donde estés con una batería USB portátil. Y probablemente puedas tomar muchas fotos más si no te estás parando a imprimir.

SELFIES QUE HABLAN

No es sorpresa que las cámaras Instax sean populares para las selfies (junto al lente hay un espejo para que puedas encuadrarte) y la LiPlay lleva tu egocéntrica autoexpresión un paso más allá, dejando que también hables de ti mismo mientras te retratas.

Fuera de bromas, de hecho la función para grabar audio está genial. La activas presionando el botón del micrófono. Entonces la LiPlay graba 10 segundos de audio junto a la siguiente foto que tomes, incluyendo unos 5 segundos antes del disparo (también puedes presionar el botón del micrófono al reproducir imágenes, para grabar audio sobre una foto tomada anteriormente – aunque no puedes grabar audio con una foto de tu teléfono). Puedes usar esta función para agregar notas de audio, grabar un mensaje para un ser querido o simplemente capturar sonidos ambientales para darle otra dimensión a tu fotografía. Pero, ¿cómo se escucha?

revision instax mini liplay fujifilm review 6 1200x9999
Daven Mathies/Digital Trends

Esta es la parte interesante. Al presionar el botón de imprimir para una foto con audio, tendrás la opción de “imprimir con sonido”. Esto generará un código QR sobre la impresión. Cuando alguien escanee la foto con la cámara de su teléfono, será llevado a un sitio en el que se puede escuchar el audio grabado y ver la imagen original sin el código QR. Es como un mensajito oculto, y pensamos que hay quienes se pueden divertir mucho con esto.

UNA APLICACIÓN QUE SÍ FUNCIONA

Los fabricantes de cámaras no suelen ser los mejores cuando de desarrollo de aplicaciones se trata, pero la app de la Mini LiPlay da en el clavo. Desde la aplicación puedes imprimir fotos tomadas con tu teléfono, controlar la cámara de manera remota, ver y escuchar tus fotos con audio y programar los botones de atajos.

La LiPlay es un producto brillante y divertido que ofrece una de las experiencias más refinadas en torno a una cámara instantánea, aunque le falten algunas funciones avanzadas presentes en otros modelos de Instax. La aplicación está muy bien diseñada y es fácil de usar, y la grabación de audio y el sistema de reproducción basado en códigos QR son cosas sorprendentemente entretenidas.

Recomendaciones del editor