Rybka, el triste final del motor de ajedrez multicampeón

La serie Gambito de Dama de Netflix le ha dado una inesperada visibilidad al ajedrez.

Una disciplina que parecía regalada casi exclusivamente a los “intelectuales”, hoy está convertida en un símbolo de superación y empoderamiento femenino.

Pero no solo eso. También ha motivado un creciente interés por practicar este deporte, al punto de disparar las búsquedas en Google, además el uso de plataformas de ajedrez en línea.

Al igual que Beth Harmon -la protagonista de la serie de Netflix-, el motor de ajedrez Rybka debió superar múltiples desafíos para ser reconocido como uno de los mejores del mundo.

Qué es Rybka

Un tablero con las piezas de ajedrez caídas
Unsplash

En términos simples, Rybka es un motor de ajedrez. Es decir, un programa que analiza las posiciones de las piezas y genera un movimiento o una lista de posibles jugadas más fuertes.

Rybka fue diseñado por Vasik Rajlich, un maestro estadounidense de origen checo y exestudiante del Instituto de Tecnología de Massachusetts  (MIT).

En un principio, Rybka era un programa no comercial que participaba en torneos, pero su primera versión pública llegó un 2 de diciembre de 2005.

Ya al año siguiente había superado a varios motores de ajedrez, superando a rivales de la época tan fuertes como Shredder, Fritz, Hiarcs o Fruit.

Era el motor de ajedrez más fuerte. Y era imbatible: ganó cuatro Campeonatos Mundiales de Ajedrez Informático consecutivos de 2007 a 2010.

Esto lo llevó a enfrentar a rivales humanos, como el gran maestro Vadim Milov, quien lo derrotó luego de que se acordara que él comenzaría con las piezas blancas, lo que le daba cierta ventaja.

Dopaje digital

Cuando parecía que Rybka parecía destinada al éxito, en 2011 la International Computer Games Association (ICGA) lo despojó de sus cuatro títulos mundiales.

Según concluyó, Rajlich había plagiado dos otros programas de software de ajedrez Crafty y Fruit, en lo que fue considerado como un dopaje digital.

Sin embargo, en 2015 la Comisión de Ética de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) acogió una denuncia de Rajlich y el desarrollador de motores de ajedrez y editor de juegos Chris Whittington contra la ICGA.

El organismo estimó que la ICGA había cometido infracciones éticas durante los procedimientos disciplinarios internos que terminaron con la sanción contra Rybka.

Aunque hasta 2011 alcanzó a tener cuatro versiones, y el propio Rajlich había anunciado una quinta edición del motor, esta nunca llegó.

Recomendaciones del editor