¿Problemas con el cargador MacBook Pro? Te decimos qué hacer

Salimos a tu rescate si tienes problemas con el cargador MacBook Pro

¿Cuál es la función de los cargadores? ¿Cargar, verdad? Por eso mismo resulta tan molesto cuando no cargan adecuadamente nuestros dispositivos. Si te has enfrentado alguna vez a la profunda decepción que implica tener problemas con el cargador MacBook Pro, es hora de descubrir qué está pasando y encontrar una solución adecuada. ¡Nosotros te podemos ayudar con eso! Los siguientes pasos servirán para determinar qué ocurre y lo que necesitas para que tu laptop  Apple vuelva a la vida.

ASEGÚRATE DE QUE SEA EL CARGADOR LO QUE ESTÁ FALLANDO

problemas con el cargador macbook pro charging cable 768x768

Cuando te encuentres con problemas con el cargador, asegúrate de que el problema sí sea el cargador. Prueba un toma de corriente que sepas que funciona y verifica los indicadores LED (muchos cargadores de Mac tienen alguno) para ver si hay respuesta. Toda tu preocupación podría deberse a un enchufe defectuoso.

Si no responde, es buena idea pedir prestado un cargador a un amigo (de ser posible) o ir a un proveedor autorizado de Apple y pedir permiso para  probar tu unidad. Si al usar un cable diferente al de tu MacBook se enciende y comienza a cargarse, probablemente el cargador sea el culpable. Si tu MacBook sigue sin responder, es posible que tengas un problema con la batería o algún otro hardware. Es hora de cambiar de estrategia.

También es el momento perfecto para probar la compatibilidad. Con el paso de los años las MacBook han evolucionado, igual que los cargadores que acompañan a cada generación. Cada adaptador nuevo utiliza un conector o voltaje diferente, y aunque sí puedes usar un adaptador con un mayor voltaje  que el que le corresponde a tu MacBook, ya que optar por uno menor podría generar problemas operativos al no proporcionar energía suficiente.

LÍMPIALO

Si hemos detectado que el problema es el cargador, eha un vistazo a todos los puertos y conexiones en busca de polvo. Podría haberse formado una capa de suciedad o mugre que está evitando que el cargador logre una conexión eléctrica adecuada.

Consigue un paño y limpia la suciedad que veas. También busca capas invisibles y pegajosas que podrían ser el verdadero problema. También puedes probar una ligera rociada con  alcohol isopropílico, pero asegúrate de secar muy bien el cargador antes de volver a usarlo.

BUSCA DAÑOS FÍSICOS

Una causa común del mal funcionamiento de los cargadores son los daños físicos. Si crees que tu cargador podría estar maltratado, hay dos tipos de daños que deber buscar.

problemas con el cargador macbook pro missing prong 720x720jpg

Daños en las puntas de metal: Examina todas las puntas de metal en tu cargador. Si falta una punta o una hoja, ese podría ser el problema. Eso también incrementa la probabilidad de incendios eléctricos, así que deja de usar ese cargador y consigue uno de repuesto.

problemas con el cargador macbook pro strain reliefl 414x414jpg

Alivio de tensión: Esto se refiere a cuando la cabeza del cargador – la que se conecta a la MacBook – se comienza a desprender poco a poco debido al uso. Ese problema no es tan recurrente con los cargadores estilo “L” y otros conectores MagSafe, pero puede ocurrir con los conectores más antiguos.

Si los indicadores LED parecen encenderse y apagarse dependiendo del ángulo del cargador, podrías tener un problema. Examina la punta del conector para ver si hay signos de daños en el cable, cables expuestos o desgaste en la cubierta aislante. Si encuentras señales evidentes de daños, es hora de cambiar el cargador, pues esto podría ser peligroso.

VERIFICA QUE TU CARGADOR NO SE SOBRECALIENTA

Si tu adaptador (la parte grande y cuadrada del cargador) ha estado cubierto, bajo el sol o en un área con temperaturas altas, podría haberse sobrecalentando.

Los adaptadores son muy sensibles al calor y Apple los fabrica con funciones de interrupción automática por si se calientan demasiado – lo que obviamente significa que tu MacBook no se cargará nunca si no dejas de hacerlo en un lugar caliente.

Asegúrate de que tu adaptador siempre esté a la sombra y bien ventilado.

BUSCA RUIDO ELÉCTRICO

problemas con el cargador macbook pro belkin be112230 08 12 outlet 768x768

Las corrientes alternas se mueven en ciclos, pero entre la distancia que la electricidad debe recorrer y la interferencia electromagnética de dispositivos cercanos, estos ciclos pueden estar expuestos a la distorsión, hasta llegar al punto de que la electricidad adopta un formato que no sirve a la batería de tu laptop.

Para ver si tienes un problema de ruido en la línea, desconecta el cargador y déjalo descansar unos 60 segundos. Luego vuelve a conectarlo y mira si funciona.

Si el cargador vuelve a funcionar bien, probablemente tenías un problema de ruido eléctrico que causó que el adaptador se desactivara automáticamente, cosa que hace para protegerse.

Intenta usar tu computadora lejos de otros aparatos, especialmente refrigeradores y focos fluorescentes, que suelen causar problemas de ruido eléctrico. La función de “protección contra sobretensión” de tu adaptador está ahí por seguridad. El propósito es extender la vida de tu dispositivo.

RESTABLECE TU BATERÍA Y AJUSTES

Problemas con el cargador MacBook Pro
Riley Young/Digital Trends

¿Aún no encuentras el problema? Hay una cosa más que puedes intentar antes de poner tu computadora en manos de un profesional autorizado, pero tiene más que ver con los ajustes de tu computadora que con el adaptador.

Aunque parezca que el cargador es el problema, te sugerimos probar estos dos pasos que pueden resolver muchos problemas ocultos en tu MacBook:

Restablece la batería. Esto es sencillo en las MacBook más antiguas. Saca la batería, déjala descansar alrededor de un minuto y vuélvela a colocar en su lugar. Desafortunadamente, no puedes usar este método en las MacBook más recientes, así que tendrás que continuar con el siguiente paso.

Restablece el SMC y la PRAM de tu computadora. Estos son ajustes internos que controlan la manera en que tu MacBook maneja la energía, el volumen y otros ajustes básicos. Si comienzan a fallar podrían provocar problemas graves.

Recomendaciones del editor