Computación

Microsoft admitió grave violación de seguridad de datos de sus clientes

Microsoft reconoció grave filtración en su soporte al cliente

Un grave problema de seguridad fue el que Microsoft reconoció este miércoles 22 de enero y que involucró miles de bases de datos de soporte al cliente que almacenaba análisis de usuarios anónimos.

La situación ocurrió entre el 5 y el 31 de diciembre de 2019 y recién fue anunciada por la compañía fundada por Bill Gates, eso sí destacando en un comunicado que no involucró actos maliciosos con la información y que no comprometió su servicio en la nube.

“Queremos ser transparentes sobre este incidente con todos los clientes y asegurarles que lo tomamos muy en serio y nos hacemos responsables. Nuestra investigación ha determinado que un cambio realizado en el grupo de seguridad de red de la base de datos el 5 de diciembre de 2019 contenía reglas de seguridad mal configuradas que permitieron la exposición de los datos. Tras la notificación del problema, los ingenieros remediaron la configuración el 31 de diciembre de 2019 para restringir la base de datos y evitar el acceso no autorizado. Este problema era específico de una base de datos interna utilizada para análisis de casos de soporte y no representa una exposición de nuestros servicios comerciales en la nube”, sostuvo la empresa.

Microsoft además informó que no hubo vulneraciones personales a los clientes y que han contactado a los involucrados para dar las explicaciones del caso.

La compañía que hoy lidera Satya Nadella registró en su informe algunos pasos a seguir a partir de este incidente:

  • Auditoría de las reglas de seguridad de red establecidas para recursos internos. 
  • Ampliar el alcance de los mecanismos que detectan las configuraciones incorrectas de las reglas de seguridad.  
  • Agregar alertas adicionales a los equipos de servicio cuando se detectan configuraciones incorrectas de las reglas de seguridad. 
  • Implementar automatización de redacción adicional.

En la carta firmada por Ann Johnson, Vicepresidenta corporativa del grupo de soluciones de ciberseguridad y Eric Doerr, Gerente general del centro de respuesta de seguridad, Microsoft cierra con lo siguiente sobre lo sucedido:

“Queremos disculparnos sinceramente y asegurarles a nuestros clientes que nos lo tomamos en serio y que trabajamos diligentemente para aprender y tomar medidas para evitar que vuelva a ocurrir en el futuro”, aseguraron.

También agradecieron a Bob Diachenko, investigador de Security Discovery que descubrió la falla y la publicó por Twitter.

Recomendaciones del editor