Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro: Duelo en ChromeOS

El sistema operativo Chrome se ha convertido en el motor de una gran cantidad de Chromebooks que han conquistado el mercado de las laptops. El mayor impacto de la plataforma se encuentra en el nivel más básico, particularmente en la educación, pero eso no significa que las computadoras portátiles económicas sean las únicas opciones. Varios proveedores –incluido Samsung– ofrecen máquinas de gama alta. Incluso, Google regresó al segmento premium con el reemplazo de la extinta laptop Pixel. Por ello, decidimos poner frente a frente a la Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro y saber cuál se lleva la corona en esta categoría.

Ambas son convertibles 2-en-1 con bolígrafos que permiten dibujar, escribir a mano y hacer anotaciones, pero ¿están realmente en la misma clase? Sigue leyendo y averígualo.

Samsung Chromebook Pro

Google Pixelbook

Dimensiones 11.04 x 8.72 x 0.55 pulgadas 11.4 x 8.7 x 0.40 pulgadas
Peso 2.38 libras 2.4 libras
Teclado Tamaño completo Tamaño completo retroiluminado
Procesador Intel Core m3 sexta generación Intel Core i7 hasta séptima generación
RAM 4 GB 8 GB o 16 GB
Video Intel HD Graphics 515 Intel HD Graphics 620
Pantalla Pantalla IPS de 12.3 pulgadas iluminada por LED Pantalla IPS de 12.3 pulgadas iluminada por LED
Resolución 2,400 x 1,600 pixeles, 235 ppp 2,400 x 1,600 pixeles, 235 ppp
Almacenaje 32 GB eMMC Hasta 512 GB NVMe SSD
Red 802.11ac, Bluetooth 4.0 802.11ac, Bluetooth 4.2
Puertos USB-C/Thunderbolt (2), microSD, conector 3.5 para auriculares USB-C 3.1 (2), conector 3.5 para auriculares
Webcam 720p 720p
Sistema Operativo Chrome OS Chrome OS
Batería 39 W 41 W
Precio $550 dólares $1,000 dólares y más
Disponibilidad En Amazon Modelo base en Google Play Store

Diseño

La Samsung Chromebook Pro es una convertible de 360 ​​grados de construcción sólida con un diseño elegante, pero discreto. Su chasis de aluminio de color gris oscuro parece profesional en comparación con otras Chromebooks. Se destaca por sus bordes redondeados y una sensación de tableta.

Un aspecto transcendental de toda 2-en-1, es la bisagra, que debe ser lo suficientemente rígida para sostener firmemente la pantalla en su lugar en cualquier modo y al mismo tiempo, ser suave como para girar sin esfuerzo entre ellas. Descubrimos que la articulación de la Chromebook Pro proporciona la cantidad justa de tensión.

En general, la Chromebook Pro es una máquina atractiva y bien construida, especialmente a su precio todavía asequible.

Google Pixelbook se esfuerza por lograr un diseño más premium. Su chasis también es de aluminio, pero adopta una estética que claramente pretende imitar a los celulares Pixel de Google.

Por ejemplo, tiene el mismo tipo de corte de vidrio en el cuarto superior de la parte trasera del chasis. Esto identifica a la Pixelbook como miembro de la familia Pixel, lo cual nos habla de una buena conectividad inalámbrica.

Los biseles son un poco más grandes de lo habitual, lo que, según Google, es para facilitar el agarre de la máquina en modo tableta. El problema con esto es que hacen que la Pixelbook sea más grande que la Chromebook Pro en ancho y profundidad, lo que los hace sentir desactualizados.

Google diseñó la Pixelbook para que sea una 2-en-1 muy delgada, de solo 0.40 pulgadas, que es notablemente más esbelta que la Chromebook Pro. Su diseño general se siente como la realización final de un dispositivo portátil conectado a la nube, que es de lo que se trata la gama Chromebook. El hecho de que Pixelbook lo haga con un potente hardware bajo el capó es aún más impresionante.

La Chromebook Pro tiene un buen diseño que está bien para el precio, pero la Pixelbook es más elegante, atractiva y útil en modo tableta. Su trabajo de pintura plateada y blanca es llamativo y ayuda a diferenciarlo de la competencia.

El plástico blanco, suave al tacto, también tiene una sensación de lujo. Sin embargo, mantente firme sobre él, ya que el vidrio puede estar resbaladizo.

La Pixelbook gana esta categoría por un margen justo.

Ganador: Google Pixelbook

Desempeño

Samsung equipó la Chromebook Pro con un procesador Intel Core M3-6Y30 de sexta generación, que proporciona un rendimiento suficiente para ChromeOS, y para ejecutar aplicaciones de Android, al tiempo que promete una mejor duración de la batería.

Tiene 4 GB de RAM, que nuevamente es más que suficiente para manejar ChromeOS. Los 32 GB de almacenamiento eMMC no ganarán ningún récord de velocidad, pero se comporta decentemente con varias aplicaciones.

ChromeOS todavía se beneficia enormemente del almacenamiento en la nube y no es un sistema operativo con un procesador intenso, por lo que si bien, estas especificaciones no son impresionantes, hacen el trabajo.

La Pixelbook, por otro lado, está equipada con componentes lo suficientemente fuertes como para competir con una computadora con Windows 10 completo. Viene con opciones de procesador Intel Core i5-7Y57 o i7-7Y75 de séptima generación, junto con hasta 16 GB de RAM y hasta 512 GB en una rápida unidad de estado sólido (SSD) NVMe.

Es cuestionable si una máquina con ChromeOS realmente necesita tanta potencia, pero está ahí si la necesitas.

En nuestras pruebas, descubrimos que la Pixelbook solo se ralentizaba mucho cuando se trabajaba con más de 20 pestañas abiertas a la vez. En general, se siente ágil y receptiva. Sin embargo, su capacidad para ejecutar ciertas aplicaciones de Android era cuestionable, ya que a menudo experimentamos errores y fallas.

Teniendo en cuenta que la Pixelbook es mucho más grande que una tableta Android promedio, muchas aplicaciones no se adaptan correctamente al tamaño de la pantalla. Estas son quejas similares sobre las Chromebook en general, pero es una gran decepción que Google no preste más atención a su propio producto de origen.

A pesar de esos problemas, la Pixelbook obtiene la victoria aquí simplemente por superar a su competencia ChromeOS. Su hardware y rendimiento son mejores, incluso si la experiencia del usuario final no es tan diferente.

Ganador: Google Pixelbook

Teclado, mouse y lápiz

Tanto la Chromebook Pro como la Pixelbook ofrecen teclados de sensación bastante premium con un recorrido inesperadamente profundo, pero nuevamente, Google hace algunos avances significativos con la Pixelbook. Mientras, que el teclado de Samsung se siente un poco estrecho, Google tiene un diseño fantástico y, además, ofrece una elegante iluminación de fondo.

En lo que respecta a los paneles táctiles, la Pixelbook vuelve a ser la ganadora con su tamaño de borde a borde y su respuesta receptiva. Ambas máquinas ofrecen pantallas táctiles receptivas que prometen un buen soporte para los millones de aplicaciones de Android disponibles para ChromeOS.

Vista parcial de Samsung Chromebook Pro mostrando el teclado, para el comparativo de Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro
Bill Roberson/Digital Trends

Samsung fue la primera empresa en proporcionar entrada de lápiz en Chromebooks, y fue la única hasta la Pixelbook de Google. Si bien, el soporte de lápiz de Samsung es decente en toda su línea de computadoras portátiles y phablets, Google diseñó algunas especificaciones impresionantes en el Pixelbook Pen.

El periférico de Google admite más de 2,000 niveles de sensibilidad a la presión, lo que es competitivo con muchas 2-en-1 de Windows 10. Es compatible con la nueva función de inclinación (de hecho, hasta 60 grados de percepción angular), que solo ofrecen algunas otras máquinas. Es significativamente receptivo con una latencia de 10 milisegundos.

Vista parcial del teclado de una Samsung Chromebook Pro junto al Pen, para el comparativo de Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro
Julian Chokkattu/Digital Trends

Aunque el Pixelbook Pen cuenta con especificaciones impresionantes, en la práctica encontramos que su uso es limitado. Solo funciona en un puñado de aplicaciones aprobadas por Google y su tamaño grueso significa que es mejor para resaltar, que para trabajar con lápiz fino. Debido a su estructura circular es fácil que se caiga de una mesa y, dado que no se puede colocar en ninguna parte de la Pixelbook, se pierde fácilmente.

Como complemento de $100 dólares, es difícil justificar ese costo adicional.

Ganador: Google Pixelbook

Conectividad

La Samsung Chromebook Pro está mínimamente equipada cuando se trata de conectividad. Proporciona dos puertos Thunderbolt 3 (USB-C), una ranura microSD y un conector para auriculares de 3.5 mm. Eso lo hace perfecto para la conectividad futura, pero necesitarás un dongle si deseas conectar dispositivos USB-A heredados.

La Google Pixelbook tiene aún menos opciones de conectividad. Cuenta con solo dos puertos USB-C 3.1 y un conector para auriculares. Si buscas compatibilidad con Thunderbolt 3 o un lector de tarjetas SD, la Pixelbook no es la opción correcta.

Ganador: Samsung Chromebook Pro

Pantalla

Samsung equipó la Chromebook Pro con una pantalla LCD muy agradable y de alta resolución. Mide 12.3 pulgadas en diagonal y tiene un panel de 2,400 x 1,600 pixeles, con una densidad de 235 ppp (Pixeles por pulgada) en la cada vez más común relación de aspecto de 3:2.

Eso la hace excelente para la productividad, como usar el lápiz para dibujar y escribir a mano, pero al ver videos se reproducen en formato de pantalla ancha. Descubrimos que la pantalla es brillante con colores vivos y un contraste sólido, marcando algunas casillas importantes cuando se trata de la calidad general de la pantalla.

Samsung Chromebook Pro modo invertido mostrando la pantalla, para el comparativo de Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro
Bill Roberson/Digital Trends

La pantalla de la Google Pixelbook es idéntica en términos de especificaciones. También es LCD de 12.3 pulgadas con una resolución de 2,400 x 1,600 pixeles y la misma densidad de 235 ppp y una relación de aspecto de 3:2.

Durante nuestra revisión, descubrimos que era lo suficientemente brillante como para superar el deslumbramiento mientras tenía colores vibrantes y niveles de negro respetables. Puede verse un poco gris cuando se muestran videos e imágenes muy oscuros, pero ese es un problema relativamente común con las pantallas LCD.

Pantalla de Google PixelBook, para el comparativo de Google Pixelbook vs. Samsung Chromebook Pro
Julian Chokkattu/Digital Trends

El factor de diferenciación real entre estas dos pantallas es el tamaño del bisel. La Pixelbook parece anticuada en comparación con las máquinas de bisel delgado de aspecto más moderno. Como resultado, le damos la victoria a la Chromebook Pro.

Ganador: Samsung Chromebook Pro

Portabilidad y duración de la batería

La Samsung Chromebook Pro es una máquina relativamente delgada con un grosor de 0.55 pulgadas y es ligera con 2.38 libras. Eso hace que sea fácil de guardar en una mochila y transportarla para un trabajo rápido, teniendo en cuenta que querrás que una conexión a internet sea más funcional con ChromeOS.

La batería de 39 W es pequeña, pero ChromeOS es una plataforma eficiente, mientras que el procesador Core m3 consume energía poco a poco. Esto permite que la Chromebook Pro dure una cantidad de tiempo razonable con una carga. En nuestras pruebas, superó a otras Chromebooks, pero se quedó corto frente a las mejores 2-en-1 con Windows 10.

La huella de la Google Pixelbook es más grande que la de la Chromebook Pro, pero también es más delgada con 0.40 pulgadas y pesa casi exactamente lo mismo con 2.4 libras. Eso la hace aproximadamente igual en términos de peso mientras viajas. La batería tiene un tamaño similar, 41 W, pero el procesador y el almacenamiento consumen más energía.

En nuestras pruebas, la Pixelbook fue capaz de durar cuatro horas y diez minutos, más que los competidores 2-en-1 de Windows como Lenovo Yoga 920 y Microsoft Surface Pro. En el uso diario, encontramos que la Pixelbook es igual de capaz, consumiendo solo el 30 por ciento después de unas pocas horas de uso general.

Con un peso y tamaño comparables, la impresionante duración de la batería de la Pixelbook le da el visto bueno en esta categoría.

Ganador: Google Pixelbook

Disponibilidad y precio

Como mencionamos al principio, las Chromebook suelen ser máquinas de bajo costo, de hecho, eso es gran parte de su atractivo en comparación con las computadoras con Windows 10.

La Samsung Chromebook Pro se presentó como una Chromebook relativamente premium a $550 dólares, con algunos beneficios adicionales gracias al lápiz incluido. Descubrimos que vale la pena la inversión adicional para cualquier persona interesada en ejecutar ChromeOS.

Por $550 dólares obtienes una 2-en-1 verdaderamente económica en comparación con la mayoría de las portátiles con Windows 10. Es probable que gastes $1,000 dólares o más para obtener una máquina que ejecute Windows 10 tan eficientemente como Chromebook Pro ejecuta ChromeOS.

Sin embargo, eso fue en 2017. Samsung ya no vende este modelo en particular, pero aún puedes obtenerlo en Amazon por un precio inflado de $710 dólares. La Google Pixelbook está en otra clase por completo cuando se trata de precios. Todavía está disponible y comienza en $1,000 dólares para una configuración con un procesador Core i5, 8 GB de RAM y un SSD de 128 GB.

El precio llega hasta los $1,650 dólares con un Core i7, 16 GB de RAM y un SSD de 512 GB. Eso, es mucho dinero por un poco de potencia extra y un diseño y construcción más lujosos. Sobre el papel, se ajusta a las mejores 2-en-1 de Windows 10, pero difícilmente puede ser récord mundial.

Teniendo en cuenta que la diferencia de hardware entre la Chromebook Pro y la Pixelbook hace poco para justificar el gran salto en el precio, la Samsung 2-en-1 ofrece mucho más por tu dinero. Desafortunadamente, la disponibilidad limitada lo saca del mapa.

Ganador: Google Pixelbook

Una victoria para Google

En un momento, la Samsung Chromebook Pro fue una excelente opción a un precio razonable. Incluso, si puedes encontrar una hoy, tiene un costo más asequible que la Pixelbook de Google. Si todavía estuviera en producción, ganaría esta batalla por completo.

En comparación, la Pixelbook es más un dispositivo “héroe” en la plataforma ChromeOS, y su objetivo principal es mostrar funciones de su ecosistema, como Google Assistant. Incluso con los avances en el teclado, el panel táctil y el lápiz óptico, en última instancia, estás pagando mucho dinero para asegurarte de que tu Chromebook funcione de la mejor manera y tenga un diseño moderno.

Aun así, aunque la Pixelbook es una máquina especial que destaca en la plataforma ChromeOS, vale la pena comprar la Samsung Chromebook Pro, aún cuando es más cara. Es simplemente un mejor dispositivo integral y una excelente alternativa a la Pixelbook más cara de Google.

Recomendaciones del editor