El Netflix de los autos es una realidad gracias a Porsche

netflix de los autos porsche passport cayenne coupe 1 768x768

Por ciudades de Canadá y Estados Unidos se ha extendido Porsche Passport, un servicio de suscripción basado en aplicaciones, que ocupa una lógica muy similar a las plataformas de streaming, que el fabricante alemán tuvo en período de pruebas por cerca de dos años.

Originalmente, el programa se lanzó en 2017 en Atlanta, donde se encuentran las oficinas centrales de la compañía para Estados Unidos. Ahora, también está disponible en Toronto, Las Vegas, Phoenix y San Diego, ciudades donde la penetración de la marca es relevante y aún tiene potencial de crecimiento.

El servicio es principalmente una alternativa del fabricante de automóviles para llegar a un mayor número de clientes, incluidos compradores más jóvenes y automovilistas que nunca antes han tenido un Porsche.

Mientras Care by Volvo está más cerca de un contrato de arrendamiento con todo incluido, Porsche Passport es similar a Netflix, pues los automovilistas pagan una tarifa mensual fija por el acceso a una flota de automóviles.

Hay dos niveles para elegir, llamados Launch y Accelerate. El primero otorga acceso a los modelos Cayman, Cayman S, Boxster, Boxster S, Macan, Macan S , Cayenne y Panamera, en tanto que el segundo agrega 911, 911 S, 911 4S, 911 Cabriolet, 911 S Cabriolet, Panamera 4S, Macan GTS, Cayman GTS, Boxster GTS y Cayenne S.

El Taycan, el primer eléctrico de la filial del Grupo Volkswagen, también será parte del catálogo de Porsche Passport una vez que llegue a las salas de exhibición, según reveló Automotive News.

Los suscriptores deben pagar una tarifa única de incorporación de $595 dólares, independientemente del nivel que seleccionen. El plan Launch cuesta $2,100 dólares por mes antes de impuestos, mientras que el Accelerate tiene un precio de $3,100 dólares por mes. Ambos sufrieron un alza de $100 dólares luego de la expansión a más ciudades.

Porsche Passport incluye mensualmente 2,000 millas transferibles al mes siguiente, cambios ilimitados de modelos, seguros y mantenimiento, aunque no el combustible.

Con todo lo que incluye, el programa sigue siendo más costoso que el alquiler de un vehículo, pero la compañía señaló que no fue diseñado como una alternativa. En cambio, explicó la firma, es para automovilistas que tienen los medios y el deseo de pagar más por una libertad sin precedentes.

Por ejemplo, puedes viajar al trabajo en un Panamera durante la semana, cambiar a un 911 el sábado y subirte a un Cayenne para pasear con la familia el domingo, todo sin comprar (o asegurar) tres autos.

Recomendaciones del editor