Revisamos la Samsung Chromebook Pro

Samsung debutó en el CES del 2017 la nueva línea de Chromebooks, dos modelos en particular el Plus y el Pro.

Gracias a Google, he tenido el privilegio de probar el modelo Pro desde hace algunas semanas, y aunque encontramos muchas cosas a favor del modelo, también existen ciertos aspectos en los que no estamos convencidos, que sea la mejor opción.

Relacionado: Microsoft debe ponerse las pilas: Las Chromebooks de Samsung son fabulosas

En el mundo de laptops convencionales, véase Windows y Mac, es refrescante tener casi las mismas funcionalidades por menos de $450 dólares, recordemos que tan solo la más reciente MacBook Pro con Touch Bar inicia en $1,800 dólares.

¿Qué me estoy llevando por comprar el modelo Plus por $449 dólares? te preguntaras, bueno pues con ellos puedes tener una Chromebook de aluminio con un procesador OP1 (ARM) a 2Ghz, pantalla de 12.3” con resolución de 2400X1600, 4GB en memoria y 32GB de almacenamiento.

Si optas por el modelo Pro, entonces en lugar de ser color plata como la Plus, el color es un negro intenso, pero lo más importante y la única especificación que cambia es el procesador central (CPU), aquí tienes un Intel core m3, su precio es $550 dólares.

Ventajas.

El más grande argumento de venta es que tienes la posibilidad de instalar todas las apps móviles de Google Play, si, miles y miles de aplicaciones están disponibles a tu alcance, todo lo que puedas pensar, incluyendo juegos, netflix, lo que usted quiera.

Touch screen, la pantalla es táctil y además vienen con el famoso lápiz de Samsung que tienen los teléfonos Note, la pantalla es de 360 grados, por lo tanto se puede convertir en una tablet fácilmente.

Otra maravilla, es la posibilidad de cargar tu Chromebook con un adaptador de teléfono celular, la unidad cuenta con dos puertos USB-C, estos sirven de carga, probamos cargándola con un adaptador y cable de un teléfono Pixel y funcionó de maravilla, no más adaptadores y cables enormes que hacen que tu mochila pese una tonelada.

Obviamente la también tiene todo el ecosistema Google, Chrome, Google Docs, Google drive, etc. Solo pesa 2.38 libras ósea un poco más de 1 Kg.

Desventajas.

Por desgracia las apps móviles no funcionan del todo bien, en la mayoría de los casos las tienes que usar con modo táctil, tal como lo haces en tu celular, es decir, si usas una app de mensajería, la tecla enter no va a enviar tu mensaje, hay que hacerlo de manera física con tu dedo o lápiz.

No esperes un super performance de la Chromebook, depende mucho del uso que le vayas a dar, pero las actividades de alto consumo de CPU, como videojuegos o la reproducción de video, no va a ser de lo mejor.

Por supuesto la batería no es impresionante, digamos que es mediocre, pero una vez más insistimos, que esto depende del uso que les des.

Conclusión.

Es una excelente Chromebook, pero su uso es limitado, si tu presupuesto ronda los $500 dólares, podría ser tu mejor opción, existen otras Chromebook que puedes comprar desde $200 dólares y también las de alto poder en más de $1,000 dólares.

Pero tomando en cuenta el precio-beneficio, esta es tu mejor opción, aunque yo no correría a la tienda a comprar una, pero sin duda alguna es una muy buena opción a considerar si estas en el mercado de las Chromebooks.