Nueva tecnología permitirá sentir un golpe o una patada en juegos de Realidad Virtual

Las gafas de realidad de virtual pueden ser tan sencillas como una caja de cartón y dos lentes. Sin embargo el público, especialmente el joven, no se contentan con mirar el mundo en 360 grados y buscan algo más excitante y “real”, como podría ser el dispositivo bautizado “Impacto” para rendir en forma háptica (palabra que designa el sentido del tacto) y recibir la sensación de golpear o ser golpeado en juegos de realidad virtual.

Creado por el español Pedro Lopes, Alexandra Ion, and Patrick Baudisch científicos del laboratorio de Interacción de las Personas con las Computadoras del Instituto Hasso Plattner (HPI) de la ciudad de Potsdam en Alemania, combina la estimulación táctil con la estimulación eléctrica de los músculos para que el usuario pueda sentir la sensación de que ha recibido un puñetazo o una patada en un entorno virtual.

Relacionado: La Realidad Virtual llega a YouTube

El dispositivo que tiene forma de brazalete, lleva en su interior un solenoide que al ser golpeado “virtualmente” produce una ligera descarga eléctrica indolora. Es totalmente autónomo, inalámbrico y lo suficientemente pequeño como para su uso portátil, permitiendo al usuario caminar libremente en un entorno virtual. Puede combinarse con otros dispositivos similares y  que pueden ser usado tanto en los brazos como en las piernas.

Se espera que en un futuro próximo el dispositivo pueda ser integrado en videojuegos como boxeo, esgrima, futbol americano o futbol soccer donde la sensación de golpear o ser golpeado juegan un papel importante en la experiencia inmersiva.

Relacionado: Los teléfonos inteligentes serán reemplazados por realidad virtual

La realidad virtual se ha constituido en una gran herramienta de “marketing” y otras industrias tratan de buscar soluciones tecnológicas a la mayor demanda de una completa experiencia para sus usuarios. Como ejemplos podemos utilizar la del  fabricante de los pañales Huggies que recientemente salió al mercado con un “cinturón de embarazo” que utiliza la tecnología háptica y la realidad virtual para permitir que un padre esperando el nacimiento de su hijo pueda  experimentar la misma sensación de las patadas del bebé en el vientre de la madre.