Google Street View usó ovejas con cámaras de 360 grados para capturar imágenes

Google Street View ha llegado a los lugares más remotos de la tierra, pero tener una población de menos de 50,000 personas no siempre hace que algunas áreas alejadas sean una prioridad. Ese es el caso de las Islas Faroe, pero gracias a una novedosa idea los residentes capturaron la atención de Google.

Se estima que existen aproximadamente 70,000 ovejas en Faroe, un pequeño conjunto de islas en el Atlántico Norte, entre Escocia, Noruega e Islandia. ¿Qué mejor forma de mapear el archipiélago, cuyo nombre significa “las islas de las ovejas”? Pensando en esto, se lanzó Sheep View 360, un proyecto ingeniosamente titulado que proponía atar cámaras de 360 ​​grados a las espaldas de las ovejas. Ahora, un año después, las calles de las islas ya están disponibles para ser exploradas a través de Google Street View.

La campaña fue elaborada por el Patronato de Turismo de las Islas Faroe, que usó el hashtag “#wewantGoogleStreetView” para atraer el gigante de las búsquedas. El video inicial recibió más de 600,000 visitas y finalmente llamó la atención de Google. La compañía llegó con más cámaras de 360 grados para ser montadas en automóviles, excursionistas, jinetes, kayakistas e incluso una carretilla.

“Cuando escuchamos sobre el proyecto Sheep View, pensamos que era brillante”, escribe David Castro González de Vega, de Google Maps. “Así que decidimos ayudar a los faroeses suministrándoles un Street View Trekker y cámaras de 360 ​​grados a través de nuestro programa de préstamo de cámaras de Street View”.

El equipo llegó el verano pasado para entrenar y equipar a la comunidad, pero lo realmente bueno es que Google está dejando algunas cámaras de Street View 360 en la oficina de turismo en Tórshavn y en Atlantic Airways en el aeropuerto, en caso de que los turistas quieran ayudar al país a seguir mapeando sus calles y senderos.

La configuración inicial del equipo de las Islas Faroe con ovejas no fue tan fácil como parece. Por ejemplo, la pequeña cámara de 360 ​​grados que usaban solo tenía una batería de dos horas de duración, y por supuesto, las ovejas, a diferencia de un automóvil, no podían mantenerla cargada.

El equipo tuvo que instalar paneles solares portátiles, que también funcionaban como un arnés que alimentaba la cámara y un iPhone que llevaba cada oveja. Aproximadamente se transmitió de forma inalámbrica una imagen por minuto a la sede central de Sheep View, donde el equipo cargó las fotos en Google Maps.

Afortunadamente, la llegada de Google hizo que el proceso fuera mucho menos arduo, aunque eso no significa que Sheep View 360 cerrará sus puertas. El equipo aún continúa su trabajo, y el apoyo de Google será complementario al objetivo general de mapeo de las Islas Feroe.

Recomendaciones del editor