¿Quieres copiar una película en DVD o Blu-ray? Sigue esta guía

¿Has estado limpiando tu armario y te has encontrado unos discos de DVD y Blu-ray que ni sabias que tenías? ¿quisieras botarlos a la basura? ¡te recomendamos que no lo hagas! A pesar de que estos discos en la actualidad pueden parecer un poco obsoletos, tienen mucha utilidad sobre todo para guardar información importante como el video de tu cumpleaños, películas y entre otras cosas. Por eso, en esta guía hemos decidido mostrarte cómo copiar una película en DVD o Blu-ray.

Si tienes una película original que quisieras copiar, por cualquier razón, para tu uso personal, no puedes dejar de leer esta guía. Pero recuerda que la extracción y reproducción de videos con fines lucrativos no es legal y por lo tanto no apoyamos ese tipo de acciones.

¿Qué necesitas?

Aunque puede parecer obvio, es importante enumerar todo lo que necesitarás:

  • Tu DVD o Blu-ray (s)
  • Una unidad de DVD o disco Blu-ray en tu computadora; no podrás extraer nada si no tienes una. Si tu computadora carece de la unidad de disco adecuada, puedes comprar un DVD externo o una buena unidad de Blu-ray por tan solo $25 dólares.
  • Suficiente almacenamiento en un disco duro para guardar los archivos copiados. Seguramente la información que esté en un Blu-ray será un archivo enorme, por lo que te recomendamos que tengas entre 30 y 60 GB de espacio libre en el disco duro si deseas extraer uno.
  • Un programa para copiar los archivos. Utilizaremos MakeMKV en esta guía, que está disponible para PC y Mac.
  • Un programa para transcodificar el archivo después de su extracción. Recomendamos Handbrake, que también es compatible con PC y Mac.
  • Un reproductor multimedia VLC para ver tu video

Una vez que tenga todos los materiales necesarios, es hora de obtener tu copia.

¿Cómo copiar con Makemkv?

Bien sea que estés usando una PC o Mac, un Blu-ray o un DVD, este proceso es idéntico para todos los casos. Primero, descarga e instala MakeMKV, y abre la aplicación una vez completada. Cuando la abras, verás que dirá “MakeMKV BETA” en la parte superior (ignora esto e inserta tu DVD o Blu-ray en la unidad). Una vez que el programa reconoce tu disco, haz clic en el icono de la unidad de disco grande para comenzar. En teoría, este proceso también podría eliminar las protecciones de derechos de autor de un disco, pero eso no es algo correcto y la verdad te recomendamos que no lo hagas.

MAKEMKV

Después de que hayas seleccionado tu disco, MakeMKV te informará de una lista de capítulos y segmentos que puedes copiar. Si solo deseas copiar una película sin ningún material extra, selecciona solo el capítulo o segmento de la película (generalmente el título más largo o el más grande) y desmarca todos los demás cuadros.

Posteriormente, designa una Carpeta de salida en la que desees que el archivo se descargue, una vez que se haya copiado. Cuando estés listo para comenzar, presiona el botón “Make MKV” a la derecha. Este proceso puede demorar de dos minutos a media hora, dependiendo de las especificaciones de tu computadora y del tamaño del archivo, pero cuando termine, debes tener un gran archivo MKV esperando en la carpeta especificada.

Es importante que sepas, que, en algunos casos, ni siquiera necesitas convertir este archivo, ya que los archivos MKV son compatibles con las versiones de escritorio y móviles de VLC, así como con el servidor de medios de Plex. Así que si esos son los métodos principales que tienes en tu biblioteca para ver videos, ¡tenemos una buena noticia para ti!, ya que en este punto ya debería funcionar.

Sin embargo, es recomendable que conviertas estos archivos no solo para que sean compatibles, sino también para que ahorren espacio. Los archivos Blu-ray en particular tienden a ser pesados. Es por eso por lo que seguramente querrás emplear un programa de transcodificación para minimizar el tamaño del archivo y reproducirlo en múltiples dispositivos. Asimismo, antes de la transcodificación, es una muy buena idea asegurarse de que el video se vea bien, por eso te recomendamos que uses VLC (si no lo tienes, obténlo aquí gratis) para reproducir el archivo.

¿Cómo transcodificar con HandBrake?

Después de extraer, tendrás un archivo grande que debe ser transcodificado para su uso en diferentes dispositivos. Instálalo y abre HandBrake (que puedes obtener aquí gratis), haz clic en Fuente en la esquina superior izquierda y encuentra el archivo que acabas de copiar.

Ahora puedes decidir dónde quieres ver tu video. Los desarrolladores de la aplicación ya han creado ajustes preestablecidos para muchos productos; que incluyen el sistema Apple y Android, así como consolas de juegos populares como PlayStation, Xbox y varios dispositivos de transmisión.

También puedes modificar cualquiera de estos ajustes preestablecidos y guardarlos con nuevos nombres o crear ajustes personalizados desde cero. Al seleccionar uno de estas opciones, se ajustarán automáticamente todas las configuraciones para que funcionen como quieras.

handbraker

De igual forma, puedes usar HandBrake para cambiar el tamaño de los archivos. Si, por ejemplo, tienes un gran archivo MKV, puedes elegir programar en el subconjunto “Matroska” (MKV significa Matroska Video) y ejecutar el programa para reducir ese archivo. Si estás transcodificando un disco Blu-ray, el proceso funciona de la misma manera, pero seguramente querrás seleccionar diferentes configuraciones para evitar una compresión innecesaria y preservar la calidad del video.  Aunque seguramente querrás elegir entre 720p y 1080p: para ahorrar espacio, te recomendamos seleccionar 720p para todo lo que no sea necesario en Full HD. Pero si quieres un video con más calidad visual, probablemente valga la pena elegir 1080p.

Por su parte, si tienes DVD, es importante que sepas que no tienes por qué seleccionar una resolución superior a 480p; ya que esto solo aumentará el tamaño del archivo, pero no mejorará la calidad. En general, programar en “High Profile” es un buen lugar para comenzar, con codecs de audio que puedes seleccionar, y además te ofrece una de calidad constante de RF 18 más o menos, según lo que desees, ¡así que no dudes experimentar para descubrir qué funciona mejor para ti!.

Elije un destino de archivo, juega con las opciones hasta que todo salga bien, luego continúa y haz clic en Iniciar. Probablemente este paso te llevará un tiempo largo, así que siéntate, relájate y deja que HandBrake haga lo suyo.

Una vez que el proceso esté completo, tendrás un nuevo archivo brillante listo para reproducir en tu dispositivo elegido. Este proceso también lo puedes hacer varias veces, si tiene varios dispositivos diferentes, simplemente debes cambiar los ajustes preestablecidos y ejecutar el programa para el mismo DVD o Blu-ray (siempre que hayas seleccionado un nuevo destino para evitar sobrescribir el resultado anterior).

¡Y así de fácil! Después de todos estos pasos seguramente has copiado con éxito un DVD o disco Blu-ray.