¿Pueden las pantallas de los celulares detectar toxinas en el agua?

Según un nuevo estudio científico, la pantalla táctil de un teléfono inteligente podrá utilizarse para analizar el agua potable y otros líquidos.

Un grupo de investigadores de la Universidad de Cambridge desmotró cómo una pantalla táctil estándar puede usarse para identificar contaminantes iónicos comunes en el suelo o el agua potable al dejar caer muestras líquidas sobre la pantalla.

Según los científicos, la sensibilidad del sensor de la pantalla táctil es comparable a la de los típicos equipos que utilizan en los laboratorios, lo que la haría útil en entornos con pocos recursos.

Los encargados del estudio comprobaron que los líquidos producían un cambio medible en la capacitancia, que es la propiedad que tienen los cuerpos para mantener una carga eléctrica.

Además, cada líquido tenía su propia firma, que estaba basada en la concentración y la carga de sus iones.

Así, los investigadores esperan que algún día se puedan utilizar las pantallas de los celulares para tareas como la comprobación de la presencia de contaminantes como el arsénico en el agua potable.

“Este es un punto de partida para una exploración más amplia del uso de la detección por pantalla táctil en las tecnologías móviles y la creación de herramientas accesibles para todo el mundo, que permitan una rápida medición y comunicación de los datos”, explican los investigadores.

Los profesionales también indican que para obtener los mejores resultados, una parte de la pantalla táctil debería estar diseñada para la tarea, ya que en la actualidad las pantallas están optimizadas para la detección de las yemas de los dedos de los usuarios.

Recomendaciones del editor