El mundo no está preparado para la velocidad 5G del iPhone 12

Este martes 13 de octubre Apple lanzará finalmente el iPhone 12 que ofrecerá, entre otras novedades, conectividad con la tecnología inalámbrica de quinta generación o 5G. Esta, teóricamente, opera entre 10 y 20 veces más rápido que las redes inalámbricas 4G.

Sin embargo, la mayoría de los consumidores de Estados Unidos (y del mundo) no podrán gozar de la velocidad del 5G porque las redes actuales no ofrecen la capacidad adecuada, informó la agencia Reuters citando a analistas de la empresa Strategy Analytics.

“Será como tener un Ferrari, pero en un pueblo donde los caminos no están preparados para las 200 millas por hora (321 km/h) del auto”, explicó Boris Metodiev, director asociado de la firma de investigación.

Las redes 5G actuales de Estados Unidos usan principalmente espectro inalámbrico de banda baja, que es más lento que el espectro de banda alta, pero más confiable en distancias más largas.

Usuario caminando sobre espectacular de 5G

Es probable que pasen años antes de que el enorme aumento de velocidad que prometen los operadores telefónicos haga que la realidad aumentada y los juegos en la nube en tiempo real sean perfectos, señala Reuters.

Diferentes operadores de telecomunicaciones de Estados Unidos han desplegado redes basadas en bandas de espectro más bajo, con velocidades ligeramente más altas que 4G.

“También se está implementando una variante notablemente más rápida de 5G de “banda media”, pero es poco probable que llegue a la mayoría de los estadounidenses antes de 2025”, estimó Gene Munster, analista de Apple para la firma de capital riesgo Loup Ventures.

En Corea del Sur y China, las redes 5G rápidas están más generalizadas. Pero Apple tendrá que competir contra marcas locales como Samsung en Corea del Sur, que ya está en su segunda línea de teléfonos 5G, y Huawei, cuyas ventas aumentaron después de que este gigante de las telecomunicaciones fuera prohibido en Estados Unidos.

Otro problema es que aún no se han creado aplicaciones que utilicen las velocidades notoriamente más altas.

“Las aplicaciones que nos deslumbrarán, que realmente aprovecharán la red, solo se desarrollarán una vez que la red y los dispositivos estén disponibles”, dijo Morgan Kurk, director de tecnología de CommScope, un fabricante de equipos de telecomunicaciones.

Recomendaciones del editor