Apple inaugura una nueva era con el procesador Silicon

Apple confirmó que prescindirá paulatinamente de Intel como proveedor de los microprocesadores de su línea de computadoras Mac, para adoptar un desarrollo propio, al cual ha bautizado como Silicon.

La noticia fue anunciada por el propio CEO de la empresa, Tim Cook, durante la World Developers Conference (WWDC), emitida el 22 de junio desde el Apple Park de Cupertino.

El ejecutivo calificó la jornada como un “día verdaderamente histórico” para la Mac, pues la empresa está llevando la máquina a un “nivel completamente nuevo”.

Además, recordó que la computadora había vivido hasta ahora “tras grandes transiciones”: la adopción del procesador PowerPC, el estreno de MacOS X y la alianza con Intel, que fue su proveedor de chips hasta ahora.

“Es tiempo de un gran salto hacia adelante. Cuando hacemos cambios audaces, es por una simple y poderosa razón: podemos hacer mucho mejores productos (…) Integrar hardware y software es fundamental para todo lo que hacemos en Apple”, prosiguió.

Para Cook, “Silicon es el corazón de nuestro hardware. Teniendo un equipo de diseño de clase mundial, viene para cambiar las cosas”.

Según el vicepresidente senior de Hardware Technologies, Johny Srouji, Apple ha estado “desarrollando y afinando” el nuevo chip por más de una década, lo cual ha dado como resultado es un producto con una arquitectura escalable para todos sus productos.

De esa manera, será “mucho más fácil para los desarrolladores elaborar y optimizar sus aplicaciones para todo el ecosistema”, informó la empresa.

Para asegurar un óptimo rendimiento, el chip hará correrá bajo un nuevo sistema operativo, denominado Big Sur, la cual fue calificada como la “mayor actualización en más de una década”. De esa manera, aseguraron desde Cupertino, la transición será “fluida y sin inconvenientes”.

“Los desarrolladores podrán convertir fácilmente las aplicaciones existentes para que funcionen con Silicon, aprovechando sus potentes tecnologías y rendimiento”, complementó la firma.

Gracias a ello, las aplicaciones de la Mac serán automáticamente compatibles con las de sus familias de productos iPhone y iPad.

El estreno de Silicone debería de concretarse para fines de 2020, pero la transición recién se completará en aproximadamente dos años.

Apple “continuará apoyando y lanzando” nuevas versiones de macOS para Mac basadas en (los procesadores) Intel en los años venideros, y tiene en desarrollo varias Mac basadas en los productos del mismo proveedor.

Recomendaciones del editor