La nave Starship SN4 de SpaceX explotó y no pasó la prueba

Este sábado 30 de mayo será posiblemente el día más importante en la historia de SpaceX, ya que está previsto que ahora sí se concrete el despegue del cohete Falcon 9 que llevará a la cápsula Crew Dragon y su tripulación a la Estación Espacial Internacional.

Sin embargo, esta espera no inmoviliza a la compañía liderada por Elon Musk, ya que este 28 de mayo realizaron una prueba de lanzamiento de su prototipo Starship SN4, que está pensado para la exploración profunda del universo y como posible nave para llegar a Marte.

SpaceX encendió brevemente el motor Raptor único de la Starship SN4. El Raptor ardió durante unos segundos mientras el SN4 permanecía atado al suelo en las instalaciones de la empresa cerca de la aldea de Boca Chica, en el sur de Texas.

Fue la cuarta prueba de “fuego estático” para el SN4, y la segunda con este motor Raptor en particular. Sin embargo, esta vez las llamas fueron mucho más intensas.

Elon Musk ha dicho que quiere llevar el SN4 al espacio en un vuelo de prueba sin tripulación a una altitud objetivo de unos 500 pies (150 metros). Con cuatro incendios estáticos en su bitácora, esta nave ahora parece lista para entrar en una nueva fase. Pero el prototipo no despegará antes de que lo haga Demo-2 este sábado 30 de mayo.

“Redirigí las prioridades de SpaceX para centrarme mucho en el lanzamiento de la tripulación”, dijo Musk a Irene Klotz de Aviation Week & Space Technology recientemente . “Como una suposición aproximada, creo que estamos a unas pocas semanas de un salto”.  

La versión final de Starship tendrá una altura de 165 pies (50 m) y podrá acomodar a 100 pasajeros, dijo Musk. La nave estará propulsada por seis Raptors. Se lanzará desde la Tierra sobre un enorme cohete llamado Super Heavy, que tendrá 31 Raptors propios.

Recomendaciones del editor