Así es como Jeff Bezos y Amazon cambiaron el mundo

Jeff Bezos dejará su cargo como CEO de Amazon después de casi 27 años de haber fundado la compañía para vender libros a través de módems de acceso telefónico.

Junto a Apple y Microsoft, Amazon es una de las tres empresas estadounidenses más valiosas, con una capitalización de mercado de alrededor de $1.7 billones de dólares, según datos de Bloomberg. La cifra es mayor que el producto interno bruto de la mayoría de los países.

Aquí, algunas claves de cómo Amazon, de la mano de Jeff Bezos, cambió el mundo, según este artículo de The Conversation.

Redefiniendo el retail

Cajas de Amazon en la puerta de una casa para comparar Google Home vs. Amazon Echo

Amazon llevó la comodidad de las compras a niveles sorprendentes desde su fundación, en julio de 1994.

Lo logró con funciones como los pedidos con un solo clic, recomendaciones personalizadas, recogida de paquetes en los centros y casilleros de Amazon, pedir productos con solo tocar un botón del tablero y entrega a domicilio con Amazon Key.

Tras probar el envío gratuito de dos días del programa de membresía Prime de Amazon, los compradores exigieron lo mismo a otras tiendas minoristas.

Amazon también ha sido un factor clave en el cierre de tiendas físicas que no pueden seguir el ritmo de los cambios, un fenómeno que se ha visto potenciado por la pandemia de COVID-19.

Amazoned

El impacto de Amazon se extiende a otras industrias, incluidos los dispositivos de consumo inteligentes como Alexa, los servicios en la nube como Amazon Web Services y los productos tecnológicos como los drones.

El impacto de Amazon es tal que otros actores de la industria utilizan el término Amazoned para describir su modelo de negocio y las operaciones son interrumpidas por Amazon.

Un empleador importante (y polémico)

En la actualidad, Amazon es el segundo empleador de Estados Unidos que cotiza en bolsa y el quinto más grande del mundo. Emplea a 1.2 millones de personas, de los cuales 427,000 fueron contratados durante la pandemia.

Sin embargo, no todo lo que brilla es oro: tiene la reputación de ser un entorno despiadado, con una alta tasa de agotamiento de los empleados.

Recomendaciones del editor