Cómo resetear un router siguiendo unos sencillos y rápidos pasos

Resetear tu router es una de las primeras cosas que debes probar si te quedas sin internet o si tu conexión está más lenta de lo normal y ya probaste todas las alternativas para asegurarte de que no hay interferencias. Saber cómo resetear un router es clave para eliminar archivos temporales que pueden estar afectando tu velocidad de navegación, interrumpir algún posible ataque malicioso a tu red y lidiar con otros problemas que te podrían estar afectando.

Pero los beneficios no terminan ahí. También ayuda a prevenir ataques de piratas informáticos. En 2018, el FBI y del Departamento de Justicia de EE.UU., recomendaron restablecer o resetear los routers inalámbricos de tu hogar por razones de seguridad. La advertencia vino después de un informe de Talos Intelligence sobre un malware llamado VPNFilter, que infecta a los routers de la red.

Según Talos, esto incluye múltiples routers Linksys, Mikrotik, Netgear, QNAP y TP-Link (y dispositivos de red relacionados de estas marcas). Con tantas marcas afectadas, no sorprende que el FBI haya cortado por lo sano y simplemente haya pedido a todos que reseteen sus routers. Si aún no lo has hecho, aquí te damos una práctica guía sobre cómo hacerlo.

Paso 1: Desenchufa físicamente tu router y módem

Router conectado con un cable coaxial | Cómo resetear un router

Si bien tu router puede tener una opción incorporada llamada “restablecer” (reset) o “reiniciar” (restart), debes tener cuidado al usarlos, ya que pueden dar pie a un reinicio de fábrica y borrar toda tu configuración actual. En su lugar, simplemente desenchufa tu router y módem de todo aquello a lo que están conectados, incluidos los cables entre sí y sus fuentes de alimentación.

Una vez desenchufado, deja el router solo durante aproximadamente un minuto, solo para asegurarte de que se apaga por completo y de que todos tus dispositivos registren que la red wifi está realmente inactiva.

Ahora, vuelve a conectar el módem a su fuente de alimentación. Espera un momento a que el módem se caliente, y espera a tener conexión a Internet. Ahora, vuelve a enchufar el router en el módem, a la toma de corriente y cualquier otra conexión necesaria. Espere un par de minutos para que el router enlace con todos los aparatos y se restablezca nuevamente la señal inalámbrica de Internet.

Paso 2: Actualiza tu firmware

Una mujer apunta con su dedo un teléfono celular para controlar el router

El firmware es el software integral que mantiene el funcionamiento de tu router. Si bien el firmware del router no se actualiza tan a menudo como los sistemas operativos de una computadora, sí recibe actualizaciones ocasionales, especialmente cuando hay un gran problema de seguridad. El siguiente paso es descargar cualquier firmware de router nuevo para que la vulnerabilidad de tu router —si es que está pendiente— se repare. Para esto, necesitarás la información de inicio de sesión de tu router.

Normalmente, hay una aplicación o un sitio de administrador que puedes usar para verificar el firmware y luego descargarlo. Aquí te mostramos cómo acceder a la configuración de Linksys. También, como hacerlo con TP-Link y con Netgear. Cada marca de router, incluso la más desconocida, debe tener sus propias instrucciones para acceder a estas herramientas de administrador. Una de las opciones cuando se inicia sesión será “Actualización de firmware”, “Actualización de router” u otra opción similar. Elige esta opción y sigue las instrucciones.

Ten en cuenta que cuando el router carga e implementa el ajuste de firmware, no podrás usar tu wifi. Esto no suele demorar más de cinco minutos, pero aún así es bueno tenerlo en cuenta. Nunca intentes apagar o hacer algo con tu router mientras el firmware se está actualizando, ya que esto podría causar serios problemas.

Si el proceso de actualización lleva tu router a sus ajustes de fábrica, revisa nuestra guía sobre cómo configurarlo nuevamente.

Paso 3: Actualiza cualquier aplicación relacionada

Una persona administra desde su teléfono móvil un router

Muchos routers modernos ofrecen aplicaciones que puedes descargar en dispositivos móviles y utilizarlos para administrar la configuración de tu router, así como ver los informes de uso del router.

Si usas una de estas aplicaciones, también debes visitar la configuración de ésta y asegurarte de que está por completo actualizada en su versión más reciente. Es un paso pequeño, pero muy importante.

Paso 4: Cambia tu contraseña

Captura de pantalla de la configuación de un router

¿Aún usas la contraseña predeterminada para la configuración de tu router? Como acabas de iniciar sesión en los controles de administrador, es ideal aprovechar y cambiarla de una buena vez. Muchos de nosotros mantenemos la contraseña predeterminada establecida, y desafortunadamente, esto hace que sea mucho más fácil hackear un router.

Ahora tienes la razón y la oportunidad perfecta para cambiar la contraseña predeterminada por una contraseña sólida y de tu propia creación. Las mismas herramientas de administrador que te ayudaron a actualizar su firmware también pueden ayudarte a cambiar tu contraseña. Busca la opción para cambiar la contraseña o la información de inicio de sesión. Como no utilizas esta contraseña a menudo, asegúrate de anotarla en un lugar seguro mientras la cambias.

Resetear un router de forma remota

Captura de pantalla de una aplicación para resetear un router

Quizás no tienes acceso físico a tu router o estás sufriendo por alcanzarlo, también puedes reiniciarlo con acceso al sitio web correcto. Necesitarás saber la dirección IP pública de tu router y hay sitios que te pueden ayudar. Busca la dirección IP pública, lo que debería brindarte acceso a la página administrativa de tu dispositivo. Nuevamente, necesitarás tu contraseña.

Si bien cada marca tiene un sitio diferente, la mayoría ofrece opciones para reiniciarlo de forma remota. Busca en el sitio la palabra “reiniciar” o revisa las herramientas de tu router hasta que encuentres la opción correcta.

Nota: Asegúrate  de resetear y no hacer un restablecimiento de fábrica. Para algunas aplicaciones de router, las opciones de reinicio a menudo son restablecimientos de fábrica, no reinicios más simples. ¡Mire cuidadosamente la descripción antes de comenzar el proceso!

¿Con qué frecuencia debes resetear tu router?

Un router sobre un escritorio

Resetear un router no es solo una forma de resolver problemas. También es importante para su adecuado funcionamiento. El reinicio puede detener intentos de malware (en el pasado, el FBI incluso lo ha recomendado). También ayuda a borrar memoria, lo que es importante cuando muchos dispositivos lo han usado o tiene mucha poca memoria para funcionar.

Por lo tanto, siéntete libre de reiniciar tu router cada dos meses más o menos para fines de mantenimiento general. No es necesario, pero es bueno para tus dispositivos y relativamente fácil, ¡ahora que sabe cómo hacerlo!

*Actualizado el 28 de agosto de 2020 por Aron Covaliu.

Recomendaciones del editor