Televisores 8K: todo lo que necesitas saber

Los televisores en 8K estaban por todas partes en el CES 2020, y muchos de esos modelos ya llegaron a las tiendas y están disponibles para venta en línea, por lo que ahora es el momento perfecto para comenzar a familiarizarse con estas nuevas características. Sin embargo, no podemos negar que también nos resulta algo extraño, ya que parece que recién fue ayer cuando lanzaban con bombos y platillos los televisores 4K.

Es lógico que muchas personas tengan dudas: ¿por qué el mundo necesita ahora televisores en 8K, cuando el 4K acaba de llegar? ¿Se trata de otra situación de obsolescencia programada para los televisores, otro intento de las grandes compañías por forzarnos a una actualización antes de tiempo? Pero además ¿qué pasa con el contenido? ¿Nos van a decir que ya podemos ver series y películas en 8K, cuando apenas podemos ver algo en 4K a día de hoy?”

Demasiadas preguntas, y todas ellas razonables. Intentaremos responderlas.

¿Qué es 8K TV?

En pocas palabras, si 4K es cuatro veces la resolución de Full HD, entonces, 8K es cuatro veces la resolución de 4K, y 16 veces la resolución de Full HD. ¿Es una característica valiosa en la configuración de entretenimiento en el hogar, y reemplazará a 4K pronto? Vamos a profundizar en 8K TV y encontrar esas respuestas.

Si usas matemáticas básicas, puede parecer que 8K proporcionaría el doble de resolución que 4K, pero ese no es el caso. Como estamos hablando de dos dimensiones: líneas horizontales y líneas verticales, en realidad son 16 veces los píxeles de HD y cuatro veces los píxeles de 4K.

Diagrama comparativo entre televisores en 8K, 4K y FHD

La resolución 8K equivale a 7,680 x 4,320 pixeles, o 33 millones de píxeles (33,117,600, para ser exacto), en lugar de 4K que contiene 3,840 x 2,160 (8,294,400 píxeles). Para visualizarlo más fácilmente, imagina cuatro televisores 4K colocados en una cuadrícula de dos por dos o 16 televisores 1080p en una cuadricula de cuatro por cuatro. Esos son muchos píxeles.

Otras tecnologías, como el HDR, alto rango dinámico, a veces pueden hacer una diferencia más visible, especialmente desde la distancia, ya que los televisores muestran una imagen más brillante y colorida con HDR. Sin embargo, 8K es absolutamente notable en pantallas más grandes, y cuanto más te acerques, mejor se verá.

Una breve historia de 8K TV (hasta ahora)

Justo cuando los televisores 4K comenzaban a despegar, el 8K comenzó a aparecer. Si bien, los paneles de visualización se habían presentado anteriormente, Sharp mostró el primer televisor 8K real en CES 2013, con un impresionante modelo de 85 pulgadas. Por supuesto, este televisor no estaría disponible para la compra ese año (incluso años más tarde), cosa normal para el curso en CES, especialmente en lo referido a tecnología de punta.

En los años siguientes, otras compañías comenzaron a mostrar sus propios prototipos de 8K, incluso cuando los proveedores de contenido tenían dificultades para mantenerse al día con 4K.

Esto, también cambió eventualmente, con la emisora ​​japonesa NHK iniciando las primeras transmisiones satelitales 8K en 2016. Más tarde, ese mismo año, parte de los Juegos Olímpicos de Río 2016 fueron filmados y transmitidos en 8K por NHK, aunque los espectadores solo pudieron verlos en esa resolución en teatros especiales.

Pero ¿es 8K “real”?

Al igual que con cualquier tecnología nueva, las marcas competidoras harán todo lo posible para convencer a los compradores de que su versión de 8K es la mejor. En un esfuerzo por aportar algo de coherencia a estas afirmaciones –y no tener que pasar por un sinfín de especificaciones y mirar un montón de televisores en alguna tienda–, la Asociación de Tecnología del Consumidor (CTA, por sus siglas en inglés), anunció su programa de certificación 8K, el cual complementa con un logotipo oficial de 8K Ultra HD.

Logotipo 8K CTA para televisores en 8K

Cualquier televisor que cumpla con las especificaciones de CTA para 8K, puede mostrar el logotipo en el empaque y el material de marketing, lo que tiene la intención de dar a los compradores la tranquilidad de saber que están llevándose a sus casas lo último y lo mejor.

Para calificar, un televisor debe tener una resolución verdaderamente nativa de 8K (7,680 x 4,320 pixeles) y poder escalar material a 8K. También, tiene que admitir HDR, aunque no se refiere a cuál de los muchos formatos existentes. Finalmente, debe contar con al menos una entrada que cumpla con HDCP 2.2 y soportar el color de 10 bits píxel por píxel.

¿Eso es todo? ¿Lo único que tenemos que hacer es buscar ese logotipo y tendremos la garantía de que obtendremos un televisor 8K de alta calidad?

No tan rápido.

Independiente de la CTA, la Asociación 8K es una colección de fabricantes y otros actores de la industria que se han unido para formar su propio estándar de calidad 8K, además de (como probablemente hayas adivinado), tener su propio logotipo.

Logotipo de Asociacion 8K para televisores en 8K

Curiosamente, no parece haber mucha diferencia entre estas dos certificaciones, al menos por lo que podemos deducir de lo que cada grupo ha publicado hasta ahora. Un requisito que tiene la Asociación 8K que la CTA no tiene es HDMI 2.1.

¡Excelente! Entonces, siempre que nuestro nuevo televisor 8K tenga alguno de estos dos logotipos de certificación, ya deberíamos estar listos ¿correcto?

Desgraciadamente, aun no.

La membresía de la Asociación 8K incluye a muchos de los principales fabricantes de televisores, incluidos Samsung, Panasonic, Hisense y TCL. Sin embargo, LG no se encuentra entre las compañías miembros. Eso, probablemente, porque LG ha tomado una posición sobre lo que considera “8K real”.

Imagen de TV con logotipo 8KULTRAHD

Según LG, si realmente quieres comprender qué tan bien funciona una pantalla 8K, debe contar con una medida que te costará encontrar en cualquier lugar: modulación de contraste (CM, por sus siglas en inglés). CM es una medida de la precisión con que cada pixel maneja el color y el brillo de cada píxel, independientemente de sus píxeles vecinos.

Cuanto mayor sea el valor de CM, más nítida será la imagen percibida y se mide como un porcentaje, de 0 a 100. LG afirma que sus televisores 8K tienen los valores CM más altos de la industria, hasta un 90% en el caso de sus televisores OLED y NanoCell 8K.

La razón por la que LG está haciendo un gran negocio con las capacidades CM de sus televisores, es que la especificación 8K de la CTA insiste en un mínimo de 50% CM. LG no solo afirma que sus modelos exceden fácilmente este requisito, también, señala que algunos productos 8K fabricados por Samsung ni siquiera cumplen con el valor mínimo de CM de la CTA y, por lo tanto, no pueden considerarse televisores 8K “reales”.

La modulación de contraste es algo muy real, pero ¿qué diferencia hay cuando estás sentado a 8 pies de un televisor 8K de 88 pulgadas? A medida que publiquemos más reseñas de 8K, intentaremos responder esa pregunta.

Por el momento, creemos que variables como el brillo, el contraste, la gama de colores y la precisión, y los ángulos de visión, desempeñan un rol más significativo en qué tan bien se ve un televisor 8K, o incluso en un 4K.

¿Cuándo estarán disponibles los televisores 8K?

Estés listo o no, los televisores 8K ya están aquí.

Si deseas subirte al carro 8K de inmediato, Samsung, LG y Sony tienen modelos 8K 2019 que puedes comprar ahora, con tamaños que comienzan en 55 pulgadas y precios que inician su escalada en los $3,500 dólares.

Los televisores 2020 de LG salieron a la venta en mayo, a partir de $30,000 dólares para el modelo OLED ZX de 88 pulgadas, pero también hay uno (ligeramente) más asequible de $20,000 dólares de 77 pulgadas.

Sin embargo, el verdadero atractivo serán los televisores NanoCell 8K de la compañía: un modelo de 75 pulgadas llegará en, aproximadamente $4,999 dólares, mientras que el modelo de 65 pulgadas debutará en $3,499 dólares aproximadamente.

Samsung también lanzó su precio y disponibilidad de TV 8K para todos, excepto sus televisores Q950TS QLED 8K de primera línea, con el Q800T de 65 pulgadas más pequeño y asequible con un precio de $3,500 dólares.

LG OLED, uno de los televisores en 8K disponibles

Con estos precios, los televisores 8K aún están fuera del alcance de aquellos con presupuestos limitados. Pero, suponiendo que continúen su trayectoria descendente al igual que 4K, para 2022, esperamos ver muchos televisores 8K excelentes con un precio muy por debajo de $2,000 dólares.

Para tener una idea de cuán lejos han llegado las cosas, el primer televisor 8K de Sharp salió a la venta para uso profesional en Japón en 2015 por $133,000 dólares. El hecho de que el modelo de 65 pulgadas de Samsung cueste menos del 3% del precio de ese modelo anterior muestra cuán rápido se mueven los precios.

¿Qué pasa con el contenido de 8K?

Hace un año, no había mucho contenido de 8K que pudieras ver en casa, pero eso está cambiando lentamente. En noviembre de 2017, el sitio de transmisión de video Vimeo agregó soporte para 8K, y ahora tiene más de 6,000 videos etiquetados como 8K.

YouTube se subió al carro de 8K incluso antes, y también cuenta con miles de videos de 8K, aunque extrañamente sus filtros de búsqueda solo le permiten buscar 4K como resolución máxima.

NHK lanzó un canal de prueba dedicado a mostrar contenido 8K en diciembre de 2017, y el año pasado hizo que el canal fuera permanente. Con el equipo adecuado, los consumidores japoneses pueden disfrutar de contenido 8K (limitado) en sus hogares en este momento.

Antes de reprogramarse, los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 estaban programados para ser un escaparate importante en transmisión a 8K, al menos en Japón. Ahora, que se han pospuesto hasta el verano de 2021, es posible que también se transmitan en esa resolución en los Estados Unidos y Europa.

Pero el contenido nativo de 8K no es la única razón para tener un televisor si estás disfrutando de una pantalla de gran tamaño. Los televisores 8K pueden escalar contenido 4K a 8K, y la diferencia en claridad es enorme.

Para probar este punto, Samsung colocó dos televisores de 85 pulgadas uno al lado del otro, uno reproduciendo contenido 4K en 4K, el otro escalando contenido 4K a 8K. La diferencia era evidente, ya que el video 4K mejorado en el televisor 8K parecía visiblemente superior.

También hay cámaras de 8K disponibles, y puedes estar seguro de que las empresas se están preparando para ofrecer contenido en 8K, pero para tener una idea de cuánto tiempo tendrás que esperar, simplemente echa un vistazo a dónde está el contenido en 4K en este momento.

Los servicios de transmisión como Amazon, Netflix, Vudu y otros, ofrecen transmisión 4K, y hay una gran y creciente colección de discos Blu-ray 4K UHD, pero 4k tiene un largo camino por recorrer antes de que alcance la ubicuidad de HD.

El estándar de transmisión digital ATSC 3.0 eventualmente conducirá a la transmisión 4K por aire y a través de proveedores de cable y satélite, pero el estándar fue finalmente aprobado por la FCC en noviembre de 2017.

Técnicamente, 8K es compatible con ATSC 3.0, pero en este momento, es una apuesta fácil que la mayoría de los proveedores de cable y satélite, se centran en implementar la programación para los espectadores ansiosos por aprovechar al máximo sus televisores 4K.

Gracias a la popularidad de HDR, los proveedores de contenido también se centran en aumentar sus ofertas de HDR, otra cosa que puede obstaculizar un enfoque generalizado en 8K, al menos por el momento.

Al igual que con tantos avances, podrían ser los juegos los que nos conduzcan a un mundo de 8K más rápido que las películas o los programas de televisión. La próxima consola PlayStation 5 de Sony admitirá gráficos 8K, y parece que Microsoft Xbox X Series también lo hará, al menos en teoría.

Si bien, ya puedes tener en tus manos un televisor de 8K, como los primeros días de HD y 4K, pasará mucho más tiempo antes de que sean prácticos para la mayoría de las personas. A los televisores 4K les queda mucha vida.

*Actualizado por José Luis Plascencia el 23 de junio de 2020.

Recomendaciones del editor