Tim Cook rompe el silencio en una entrevista con ABC News

En una entrevista exclusiva para ABC News con David Muir, el CEO de Apple, Tim Cook, explicó el por qué se negó a colaborar con el FBI en la creación de un software que ayudase a liberar el encriptado del iPhone utilizado en la masacre de San Bernardino, California.

Esta es la primera entrevista de Cook desde que se dio a conocer todos los por menores del caso entre Apple y el FBI. “Creo que la seguridad pública es increíblemente importante – la seguridad de nuestros hijos, la seguridad de nuestra familia es muy importante “, dijo Cook. “La protección de los datos de las personas es muy importante, lo que está en juego es que esto podría exponer a las personas a vulnerabilidades increíbles”.

Relacionado: Opinion: Apple vs. el Gobierno de EE.UU.

“Esto [la llave maestra] no es algo que crearíamos”, dijo Cook. “Sería malo para Estados Unidos. También sentaría un precedente que creo que muchas personas en Estados Unidos se sentirían ofendidos”.

Durante la entrevista, al ser cuestionado si desencriptar el teléfono de Syed Farook (uno de los responsables de la masacre en San Bernardino) ayudaría a prevenir ataques terroristas, Cook señaló, “David, algunas cosas son difíciles y algunas cosas son correctas y algunas cosas son ambas. Esto es uno de esas cosas.”

Algo que le sorprendió a Cook fue la manera como el Gobierno lidió con la situación. Cree que existió una falta enorme de dialogo con la administración Obama, antes de la decisión del Departamento de Justicia de los Estados Unidos de buscar un salida exprés con un juez federal de California.

Recordemos que un juez federal (la magistrada Sheri Pym) ordenó el 16 de febrero que Apple colaborara con la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) para así acceder a iPhone usado por Farook.

“Nos enteramos del proceso legal por medio de la prensa, y no creo que esa es la forma en que el ferrocarril se deba conducir, y no creo que algo tan importante para este país deba ser utilizado de esta manera”, dijo Cook. “Escogieron hacer esto público no se por qué razón”.

Los investigadores creen que el iPhone puede contener pistas sobre los motivos de los ataques. Pero al estar bloqueado por una contraseña, los federales temen que al introducir un código incorrecto demasiadas veces podrían activar una función de seguridad que elimina automáticamente los datos almacenados en el dispositivo.

Cook comenta, “En los teléfonos existe más información personal sobre las personas que en sus propias casas”, por lo que el CEO de Apple reitera que esto no es solo cuestión de privacidad si no de seguridad pública.

La historia continua…