Una pareja británica clonó a su perro muerto

Sabemos que es imposible vivir para siempre, pero si tienes los recursos, tu mascota ciertamente puede, o al menos la réplica genética exacta de la misma. En un verdadero milagro de la medicina y una maravilla de la tecnología moderna, una pareja británica decidió clonar a su perro muerto. El pasado sábado, un pequeño cachorro boxer nació, pero éste no fue un parto normal – el bebé ‘Chance’ es una copia exacta del bóxer de la pareja llamado Dylan, quien murió repentinamente de un ataque al corazón el año pasado, dejando a los propietarios, Laura Jacques y Richard Remde, con el corazón roto.

Pero en este caso, el dinero realmente puede comprar la felicidad en forma de un nuevo perro, idéntico al anterior. Así que, si eres de los que harías cualquier cosa por tu perro, no te preocupes – puedes clonarlo. Simplemente te va a costar alrededor de US$100.000.

Relacionado China construye controversial fábrica para clonar animales

El nuevo cachorro pronto estará acompañado por otro hermano, que está programado para ser entregado el martes. Si estás clonando a un perro también podría clonar a dos, ¿no? El ADN de Dylan fue tomado de su tejido muscular, y posteriormente enviado a Sooam Biotech Research Foundation de Corea, el único instituto que realiza este tipo de procedimientos. Como dato curioso, el sitio web de la Fundación afirma que “hay aproximadamente cinco días para extraer y asegurar células vivas con éxito “, pero en el caso de Jacques y Remde, el ADN de Dylan fue obtenido 12 días después de su muerte.

Screen Shot 2015-12-28 at 9.56.42 PM

“Este es el primer caso que hemos tenido donde las células se han tomado de un perro muerto después de un largo tiempo. Espero que esto nos permita ampliar el tiempo después de la muerte en el que podemos tomar células para la clonación”, explicó David Kim, un científico de Sooam, al medio británico The Guardian.

‘Chance’ nació por cesárea. El proceso comienza con el cultivo de ADN. Éste se inyecta en óvulos no fecundados de una perra sustituta, una vez formado el embrión se deben esperar nueve semanas para que se produzca el nacimiento. El embrión tiene la misma composición genética que Dylan.

“No puedo creer lo mucho que se parece a Dylan. Todos los colores y los patrones en su cuerpo están exactamente en los mismos lugares donde él los tenía”, comentó Laura sobre una el cachorro que ya ha nacido. Recordemos que a partir de Dylan, clonaron dos cachorros. Ambos serán adoptados por la pareja, al igual que las dos madres sustitutas. Ellos tienen otros cuatro perros y 11 animales en su vivienda.