Mensajes fatales: Un estudio muestra los textos más comunes antes de un accidente

Aunque es sabido que no solo es algo irresponsable, sino también ilegal en muchas ciudades, miles de personas todavía continúan mandando y recibiendo textos mientras manejan, muchas veces con resultados trágicos. Según el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades, más de ocho personas mueren cada día en los Estados Unidos en accidentes de tráfico que involucran a un conductor distraído. Textear detrás del volante es una de las distracciones más peligrosas, aumentando el riesgo de un accidente automovilístico de 8 a 23 veces.

Para hacer más latente el peligro de esta distracción, una reciente encuesta de Auto Insurance Center reveló los textos más comunes de personas al volante, incluyendo los mensajes finales enviados segundos antes de accidentes que cobraron la vida del conductor.

RelacionadoSegún Elon Musk, su Autopilot reducirá los accidentes en un 90 por ciento


AutoInsurance Center encuestó a 2.060 conductores acerca de su comportamiento relacionado a mandar o recibir mensajes de texto en el automóvil. La encuesta examinó las diferencias generacionales, la importancia de los mensajes, la frecuencia con la que se enviaron textos durante la conducción,  y los mensajes más comunes. La compañía también analizó veintiún mensajes de texto finales, que fueron enviados antes de accidentes fatales.

La razón más común citada por los encuestados para enviar mensajes de texto detrás del volante fue la presión por responder rápidamente a alguien que es importante para ellos (26 por ciento), hacer planes (19 por ciento), no querer esperar mucho tiempo para responder a algún mensaje (17 por ciento), y necesitar direcciones (15 por ciento). El resto eran: por aburrimiento, presión para responder a un mensaje relacionado con el trabajo y por sentir soledad.

final-texts-fatal-crashes-asset-1

Cuando se les preguntó sobre el nivel de importancia de los textos enviados mientras manejaban, sólo un 8 por ciento dijo que los mensajes eran muy o extremadamente importantes. De lo contrario, los mensajes fueron considerados algo importantes (39 por ciento), no particularmente importante (36 por ciento), y sin importancia (18 por ciento).

Mientras que los resultados variaron según la edad de los participantes, los recipientes del mensaje eran casi todo el tiempo miembros de la familia o amigos cercanos, extendiéndose a partir del 87 a 92 por ciento. El resto eran para colegas o conocidos.

El análisis de AutoInsurance Center de los mensajes finales, es decir, los últimos mensajes de texto enviados antes de accidentes fatales, encontró que las tres frases más frecuentemente incluidas en los mensajes eran “Driving drunk” (manejando borracho), “I’ll be dead” (voy a estar muerto) y “I love you” (te amo). Reportan que aproximadamente un tercio de las muertes por accidentes que implican alcohol, muestra una combinación peligrosa de conducir, beber y enviar mensajes de texto.

Manejar distraído es la causa principal que contribuye a más de ocho muertes y casi 1.200 lesiones diariamente en los Estados Unidos, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

final-texts-fatal-crashes-asset-61