IMAX llevará a los cines una nueva experiencia de realidad virtual

Con el Rift y Vive ya en el mercado y la PlayStation VR sólo unos meses después, es fácil olvidarse del StarVR de Starbreeze.

Sin embargo, la compañía está negociado un nuevo acuerdo con IMAX que podría cambiar la forma en la que se va y se ve el cine gracias a estas nuevas experiencias de “realidad virtual premium basadas en la localización” de IMAX.

Relacionado: VRidge será una alternativa para disfrutar de la Realidad Virtual

“IMAX ve una oportunidad única poder combinar equipos de alta calidad, mayor potencia informática y amplios espacios para crear un lugar basado en la experiencia altamente diferenciada de la VR que sacará al público de sus casas”, según se explica en el anuncio oficial. “Las nuevas experiencias de realidad virtual estarán disponibles dentro de selectos multicines, así como en centros comerciales y destinos turísticos”, añade.

El anuncio también hace mención a John Wick VR, que Starbreeze está desarrollando, y esto plantea una pregunta interesante: ¿esta realidad virtual implica la creación de obstáculos de la vida real para los jugadores?. Por peligroso que pueda parecer, nada sería más genial que la recreación de la escena del asalto a la casa del arranque de John Wick.

Michael Bay, naturalmente, está “en conversaciones avanzadas” para traer sus propias experiencias de realidad virtual a IMAX y a Starbreeze VR, aunque no llegó a detallar cuáles podrían ser. A finales de año, IMAX planea tener seis ubicaciones para su atracción StarVR, con planes para una versión más grande basada en el éxito cosechado a menor escala.

“Somos grandes creyentes del entretenimiento basado en la VR,” añade Peter Levin, de Lionsgate, “y esto es una gran oportunidad para ampliar el alcance de nuestra experiencia en VR, incluyendo nuestro juego John Wick y los otros próximos títulos que estamos trabajando con Starbreeze”.

Si esos “otros” próximos títulos incluyen un juego de realidad virtual al estilo de Payday, esta alianza será una de las decisiones más importantes que IMAX y Starbreeze puedan tomar.