T-Mobile lanza Plan Turismo para los extranjeros que visitan los EE.UU.

Viajar a nuestro país desde el extranjero y mantener contacto a través del móvil  conlleva tres opciones: conectarse a cuanta red de Wifi gratuita haya, adquirir una tarjeta Sim local con enormes restricciones de uso y  como última solución, optar por la contratación del servicio roaming internacional y esperar que la factura del celular no sea enorme.

Si tienes un familiar o amigo que viene a visitarte, ahora puedes recomendarles que estudie el uso del conveniente “Plan Turismo” anunciado hoy por T-Mobile, y que se  implementará a partir del  12 de junio próximo.

Relacionado: Apple y Samsung forman alianza para acabar con las tarjetas SIM

“Diseñado especialmente para los extranjeros que visitan los Estados Unidos”, el nuevo plan,  costará 30 dólares por tres semanas  e incluirá 1,000 minutos de llamadas dentro de los EE.UU, datos ilimitados (2GB de datos en 4G LTE) y mensajes ilimitados de texto nacionales e internacionales a más de 140 países

Los turistas sólo tendrán que llevar su teléfono desbloqueado y GMS compatible a cualquier tienda de la compañía y T-Mobile cubrirá el costo de la tarjeta SIM y de la  tarifa de activación.

El Plan Turismo, si bien intenta facilitar la estadía de los visitantes, tiene algunas limitaciones:

Expirará a las 3 semanas de habilitado el servicio y no podrá renovarse.

Los mensajes textos domésticos e internacionales son ilimitados,   pero no se incluye las llamadas internacionales.

Ante la imposibilidad técnica de portabilidad numérica internacional, el usuario no podrá utilizar el número de teléfono de su país de origen y se le habilitará un número local

No podrá agregarse ningún tipo de servicio adicional como transferencia de llamadas a otros números (forwarding) o poner las llamadas en espera (call waiting).

El teléfono podrá ser activado como WiFi Hotspot, o sea convertirlo en un punto de conexión a internet para otros dispositivos como computadoras o tabletas. Sin embargo, es importante recordar que sólo los primeros 2GB de datos se harán a la velocidad de 4G LTE y que  luego disminuirá considerablemente a 2G.

Por último, el cliente no podrá hacer uso de lo que T-Mobile llama “Binge On”, es decir  acceso al servicio ilimitado de streaming de video y música que gozan sus clientes regulares.