El parque de olas artificiales más grande del mundo llega a la Florida

El surfista profesional Kelly Slater sorprendió al mundo del deporte acuático hace un poco más de un año con la creación de la mayor piscina de olas en la historia para su entrenamiento y uso personal. Pero ya no quiere que él y sus amigos sean los únicos que disfruten de este gigantesco paraíso a puertas cerradas. Ahora tiene la intención de abrir la primera instalación para el público en general.

La piscina personal de este atleta es capaz de producir olas de siete pies de altura, formadas por un mecanismo de hydrofoil y por cables que corren tensos a través de la superficie. A diferencia de la mayoría de las olas artificiales, esta piscina meticulosamente diseñada emula el océano, proporcionando un área bastante empinada para que los surfistas profesionales practiquen maniobras a lo largo de su borde.

El paraíso artificial de surfing de Slater reside en un estrecho lago en el Valle de San Joaquín, en California Central. El proyecto sirve no sólo como el campo de entrenamiento personal de este deportista sino como un prototipo para el mundo del surf profesional. Un año de modificaciones de maquinaria y pruebas resultó en una bienvenida sorpresa para el público en general.

La compañía Kelly Slater Wave Company recientemente presentó una solicitud de zonificación con el condado de Palm Beach en el estado de la Florida. Slater y la compañía quieren implementar un parque de olas en el proyecto de la zona industrial en desarrollo de Palm Beach Park of Commerce. Además, el equipo apodó el proyecto “Surf Ranch Florida” y espera traer oportunidades de surf profesional al estado, manteniendo el entorno igualmente seguro y consistente que ofrece el surf artificial.

La recreación no es el único objetivo, sin embargo. El establecimiento de una piscina de olas a gran escala podría resultar en el primer evento del Tour Championship en la Florida. Las piscinas de olas artificiales han estado en desarrollo desde su aparición en la década de los 70s, pero Kelly Slater Wave Company ha revolucionado esta industria.

Slater intentó abrir una piscina pública de olas en San Diego el año pasado, pero después de la negativa municipal, decidió intentar desarrollar su proyecto a sólo dos horas al sur de su ciudad natal, Cocoa Beach, Florida. La Comisión del Condado de Palm Beach actualmente planea celebrar una audiencia para la propuesta de Surf Ranch Florida el 23 de marzo.