Esto es lo que esconde el Parc André Citroën de París

Muchos de los que visitan París quieren ver la Torre Eiffel, los Campos Elíseos, la Catedral de Notre Dame o el Museo del Louvre, entre otras cosas, pero la capital francesa esconde muchos otros encantos algo más desconocidos.

Es el caso del Parc André Citroën. Como su nombre indica, este parque tiene algo que ver con la industria automovilística. Pero, ¿cuál es su relación exactamente? Como explica Business Insider, este parque fue construido sobre la parte superior de una antigua fábrica de coches.

Relacionado: Proyecto sobre París te muestra videos únicos e irrepetibles

Aunque ahora quienes paseen por él no vean ninguna rueda, tuerca o cualquier otro vestigio de lo que fue en el pasado, este parque esconde la historia de la factoría de Citroën que había en París y que estuvo en funcionamiento entre 1915 y 1970.

Sin embargo, tras años inutilizada, la ciudad decidió hacer algo para el disfrute de todos los parisinos y los que visitaran la ciudad. Así fue como este parque abrió sus puertas al público, finalmente, en 1992. “Es un espacio al aire libre construido al fusionar elementos urbanos y rurales de la ciudad en una obra maestra arquitectónica”, subraya Business Insider.

Y no es para menos ya que la superficie del parque es considerable. Cuenta con 14 hectáreas y es uno de los más grandes de París. La idea del Parc André Citroën salió a raíz de un concurso, que se celebró en los años 80, y contó con varios profesionales para su creación, entre ellos paisajistas y arquitectos como Alain Provost, Gilles Clément, Patrick Berger, Jean-Paul Viguier y François Jodry.

Además, se encuentra cerca del río Sena y ahora es uno de los principales pulmones verdes de la ciudad. Pero, por si eso fuera poco, aquellos que decidan visitarlo, verán que hay tres áreas diferenciadas: el jardin Blanc, el jardin Noir y un gran parque central. Y que cuenta con varias plantas exóticas así como una zona de juegos para los más pequeños de la casa. De manera que todo el mundo pueda divertirse y disfrutar de este parque.

Pero si prefieres algo más de acción también hay un globo aerostático que asciende 150 metros de altitud para poder observar la ciudad de París desde lo más alto.