Esta es la primera tienda de Motorola

Si pensaba que el último Motorola Droid Turbo 2 Shattershield que promete una pantalla resistente a cualquier golpe, es una promesa muy buena para ser cierta, tendrá que tragarse sus palabras. Digital Trends Español visitó “Moto Shop”, la primera y única tienda de Motorola en el mundo, ubicada en el corazón financiero y comercial de Chicago. Es un lugar donde los más incrédulos clientes pueden satisfacer su curiosidad sobre la pantalla “Shattershield”. Provee un espacio especial donde lanzar los Motorola Droid Turbo 2 sobre cuatro tipos de piso diferentes: concreto, madera, baldosa y mármol.

Intenté quebrar la pantalla lanzando el celular de forma vertical, horizontal, aumentando la fuerza, sobre los bordes y no logré romperla. Sí, la pantalla tenía rasguños de tantos golpes que había recibido y hubo un momento en el que con júbilo pensé que había logrado quebrarla, pero mi emoción se desvaneció al ver que era un pequeño pedazo de concreto y no un pedazo de la pantalla del celular. Si vive quebrando la pantalla de su Smartphone, le recomiendo comprar el Turbo 2. A un lado del sitio del experimento, había un televisor gigante que mostraba cómo a otros celulares como los Galaxy, HTC y iPhone se les destrozaba la pantalla al caer al piso.

RelacionadoSi buscas un celular irrompible, Motorola ofrece su más reciente Droid exclusivo en Verizon

Por momentos, la tienda parece un espacio para hacer manualidades. Encontramos pequeños contenedores con siluetas en miniatura: hashtags, notas musicales y aviones. La idea es que los clientes entiendan que pueden diseñarlos como quieran. En otros, se encuentran las partes metálicas de diferentes colores que se ubican alrededor de la cámara trasera. Durante años, Motorola ha dado la opción de personalizar los celulares a través de su sitio web. Ahora, se puede visualizar en vivo y en directo en el Moto Shop. La carcasa puede ser de madera, metálica o de cuero y uno mismo puede escoger las tonalidades. Hay decenas de opciones.

Puede ensayar los diferentes modelos de smartphones y tablets, pero son los relojes los que se llevan el protagonismo en la tienda. Al entrar, estos son los primeros productos que se ven, con sus diferentes opciones de personalización. Los pulsos pueden ser metálicos, de cuero e incluso, se puede escoger el color de las partes metálicas que rodean la pantalla del reloj.

RelacionadoMotorola lanza una versión más rápida y más cara del Moto G en México

El Moto Shop es descrito por uno de sus empleados como un “pop up store”, es decir, una tienda temporal. Según Tim Olson, la idea es mostrarle al público que Motorola sigue más viva que nunca y produce los mejores celulares. Por supuesto, no había una mejor ciudad para hacerlo que Chicago, la ciudad que vio nacer la empresa.

La tienda estará abierta como mínimo hasta mayo del 2016 y su futuro depende del éxito que tenga. Si vive en la ciudad de los vientos, puede visitar el Moto Shop e intentar destrozar sin éxito la pantalla de un celular, hacer una entrada para ganar un reloj Moto 360 y comer galletas de mantequilla de maní o chips de chocolate.