Google se alía con uBreakiFix para reparar los Pixel

Siendo el Pixel y el Pixel XL los nuevos niños de Google, lo último que desean los compradores es que ninguno de estos teléfonos esté dañado o roto.

Esa podría ser la razón que ha llevado al gigante de las búsquedas a asociarse con uBreakiFix para ofrecer reparaciones sin cita previa en cualquier momento y en un futuro próximo.

Relacionado: ¿Tiene Pixel de Google la mejor cámara del mercado? Tú decides

UBreakiFix no es exactamente la empresa estadounidense más conocida en este sentido, pero actualmente opera en 240 establecimientos de 187 ciudades de América del Norte y espera que llegar a más de  275 a finales de 2016.

En cualquier caso, cada uno de estos espacios será una opción para aquellos que necesiten arreglar o reparar su Pixel o Pixel XL, con los dueños saliendo de la tienda satisfechos con sus teléfonos ese mismo día.

Y si no existe un establecimiento físico de uBreakiFix cerca de donde vives, podrás también enviar el dispositivo para su reparación.

“Estamos encantados de ofrecer a los clientes del Pixel un servicio de reparación de calidad y esa excepcional experiencia que ha llegado a definir nuestra marca”, subraya el fundador y CEO de uBreakiFix, Justin Wetherill. “Un dispositivo dañado no debería tener que arruinar el día a nadie”, añade.

Eso sí, lo principal a tener en cuenta serán los costes de dichos servicios de reparación, ya que reemplazar la pantalla del Pixel costará unos $ 130 dólares, mientras que el precio ascenderá a $ 150 dólares en el caso del Pixel XL. Por otra parte, arreglar la batería o el puerto de carga, tendrá un coste de $ 80 dólares.

Aunque puede que los precios no sean los más asequibles del mundo y algunos prefieran pagar un plan de seguro, la opción de conseguir una reparación al momento será ahora una posibilidad y estará disponible para todos los propietarios de los teléfonos Pixel.

Algunos incluso podrían aventurarse y reparar ellos mismos su teléfono, una idea impulsada por iFixit, que reveló cómo algunas piezas modulares hacen que sea relativamente sencillo reemplazarlas.

Sin embargo, siempre se asume cierto riesgo, ya que el ensamblaje de la pantalla hace que sea difícil abrir el teléfono sin incurrir en algún tipo de daño. De manera que si no eres muy manitas, lo mejor será acercarse a una tienda uBreakiFix y pagar por ello.