Robots podrían remplazar el 50% de la fuerza laboral

Los escenarios hipotéticos sobre el futuro, en los que los robots se han tomado el mundo, será al parecer menos dramático. No seremos explotados, sino remplazados por robots en nuestros lugares de trabajo.

El clásico escenario en el que el alumno sobrepasa al maestro, podrá suceder si seguimos intentando crear sofisticados robots, capaces de completar tareas increíbles, que posiblemente nos volverán a nosotros, los seres humanos innecesarios y obsoletos. “La tecnología parece estar alcanzando velocidad, y logra cubrir áreas antes vacías” afirma Andy Haldane, jefe de economía de Bank. Las máquinas no solamente pueden completar tareas serviles, sino que también son capaces de desarrollar pensamientos creativos que los humanos pueden no ser capaces de llevar a cabo.

RelacionadoToyota presenta un robot de asistencia para personas discapacitadas

“Estas máquinas son diferentes” dice Haldane a CNN. “A diferencia del pasado, ahora tenemos el potencial de sustituir las manos y el cerebro humano”.

De acuerdo a un estudio de la Universidad de Oxford publicado el año pasado, recepcionistas, empleados de préstamos, asistentes legales, vendedores, choferes, guardias de seguridad, cocineros de comida rápida y asesores financieros, tienen el 50% de probabilidades de volverse automatizados en el Reino Unido. La tendencia podría repetirse en otros países desarrollados.

Este año, durante  la Conferencia Milken Global Conference de Los Angeles, Amy Webb, una gurú de medios digitales y fundadora del Webbmedia Group sugirió que los mercaderistas, periodistas y abogados podrían hacer también parte de ese grupo.

Considerando que una buena parte del periodismo ya está siendo hecho por computadoras, no podemos decir que no nos preocupa esta situación.

RelacionadoOlvídese de los drones – Starship Technologies quiere entregar mercancías en robots de seis ruedas

Haldane añade que el escenario no es del todo negro. Los robots nos remplazarían en algunas labores, lo cual no quiere decir que no habrá nuevas ocupaciones para los seres humanos en el futuro, en áreas donde el intelecto humano siga siendo necesario. Sin embargo, “entre más inteligentes se vuelven las máquinas, mayores serán las posibilidades de que el espacio en el que únicamente las capacidades humanas pueden desempeñarse, sea menor”.

Si usted está escogiendo una carrera, seleccione un área donde los robots no puedan remplazarlo. Puede ser la única forma de seguir siendo competitivos hasta que llegue el siglo 22.

RelacionadoConoce a Tally, un robot que recorre sin parar los pasillos de los supermercados