Facebook apunta a escribir con el pensamiento

Facebook está apuntando a un futuro de las comunicaciones sin barreras en el que una persona pueda “pensar en mandarín” y otra persona “pueda sentirlo inmediatamente en español”.

Esa fue el concepto planteado durante la conferencia de desarrolladores F8 organizada por la red social con el anuncio de que su laboratorio de hardware, Building 8, está trabajando en tecnología que un día permitirá escribir con el pensamiento y escuchar a través de la piel.

Nuestros cerebros, junto con las cócleas en nuestros oídos, poseen el poder de reconstruir el lenguaje a partir de componentes, y Facebook está desarrollando hardware y software para transmitir esos componentes al cuerpo a través de cambios de presión y vibraciones.

Durante el segundo día de la conferencia, la compañía mostró un video en el que una de sus ingenieras repite palabras comunicadas a través de sensores incrustados en una manga en su brazo. Palabras simples, como “azul” o “cubo”, fueron enviadas a través de un teléfono inteligente, y la ingeniera fue capaz de entenderlas sin la pronunciación vocal de ellas.

A primera vista, el concepto puede parecer una locura, hasta que se considera el trabajo que ya se ha hecho en ese campo, empezando con el desarrollo del Braille en el siglo XIX.

Regina Dugan, que encabeza la división y anteriormente dirigió Google ATAP, dijo que estamos mucho más cerca de estos objetivos de lo que se cree. La compañía también está trabajando en un proyecto que permitiría a los seres humanos escribir 100 palabras por minuto usando sólo su cerebro. A través del uso de sensores mejorados y no invasivos, descubrimientos en tecnología de imagen óptica y aprendizaje automático, el concepto ya es una realidad, como lo mostró Facebook con una paciente con esclerosis lateral amiotrófica que escribió un puñado de palabras con su mente.

Más de 60 científicos de universidades de todo el mundo están trabajando en este proyecto con Facebook para lograr el objetivo de escribir 100 palabras por minuto con el cerebro.

“Imagina el poder que tal capacidad daría a los 780 millones de personas en todo el mundo que no saben leer ni escribir, pero que sin duda pueden pensar y sentir”, dijo Dugan.

No esperes ver ninguna de esta tecnología en el mundo real este año, pero Dugan dijo que tal vez en un par de años.