Excedrin te regala una migraña a través de la realidad virtual

Vivir experiencias a través de la realidad virtual es considerado generalmente como una experiencia agradable. ¿No puedes alcanzar esa estantería de Ikea? No te preocupes, que nosotros te la acercaremos. ¿Quieres escalar a Machu Picchu desde tu sala de estar? Pues sólo da un paso al frente.

Pero parece que nunca podemos mantener sólo lo agradable en nuestras vidas, sean ellas reales o virtuales. Y vemos como Excedrin ha realizado una pregunta diferente: ¿Quieres experimentar el debilitante dolor de una migraña? ¿No? Demasiado tarde. El simulador de migrañas de Excedrin ya está aquí.

Relacionado: Ikea incorpora tecnología de realidad virtual para hacer las compras desde tu hogar

Se trata quizá de uno de los primeros simuladores hechos para conseguir que sus usuarios sientan el dolor físico y el malestar en RV. Excedrin dice que es para que aquellos que no sufren de migrañas puedan comprender mejor el alcance de la enfermedad.

Y es que 36 millones de estadounidenses sufren migrañas, según los datos manejados por Excedrin. “Las migrañas son todavía ampliamente incomprendidas, en gran parte porque los que no viven esta dolencia no la pueden comprender plenamente”.

Así, la empresa productora de esta conocida pastilla para el dolor, utiliza una plataforma de realidad virtual de corte para crear “una experiencia de inmersión que replica los síntomas de la migraña común, como la luz y el sonido, la desorientación, y el aura (alteraciones visuales, que se manifiesta a veces como manchas o bordes dentados).

Cada migraña simulada por esta plataforma de realidad virtual se personalizó según la experiencia única de un paciente, a continuación de lo cual se invitó a amigos y familiares para que probaran qué se siente, esperando así crear un clima de empatía. Casi no hace falta decir que el simulador resultó bastante eficaz en ese sentido.

Relacionado: Olvídate de los juegos; el futuro de la realidad virtual podría estar en las empresas

Diana Crandall, del New York Daily News, probó el simulador por sí misma, en una experiencia que definió como “casi insoportable”. Contó que incluso mientras se encontraba sentada, “no podía siquiera escribir un mensaje de texto”, por no hablar de revisar las noticias en su tableta. “Me sentí con impotencia tratando incluso de hacer una llamada telefónica”. Y cuando ella trató de caminar, las cosas se pusieron aún peor: “Me tambaleé por mi pasillo de oficina en un estado de estupor, como borracha, agarrándome a las paredes para tratar de ordenar mis pasos”, dijo Crandall. “Apenas podía concentrarme en poner un pie delante del otro, por lo que hablar mientras caminaba parecía casi una misión imposible”.

Si te sientes particularmente masoquista, la aplicación Migraine Experience estará disponible para su descarga en mayo, y si tienes un Google Cardboard, puedes darte tú mismo una migraña y ver lo que es de primera mano, todo gracias a la magia de la realidad virtual.