El futuro de los drones para envíos no está en el cielo, sino en la acera

Desde Amazon a DHL, todo el mundo quiere entregar paquetes y realizar envíos con drones. PeroStarship Technologies, una startup fundada por los co-fundadores de Skype, Ahti Heinla y Janus Friis, ha apostado por algo diferente.

Así, en lugar de utilizar drones que viajen por el cielo, la compañía ha elegido la entrega con drones que viajan por el suelo, en concreto, por las aceras. Se trata de una flota de robots de seis ruedas que entregan mercancías y paquetes recorriendo las calles hasta llegar al destino.

Relacionado: Xiaomi entrará al mundo de los drones

A primera vista, estos robots parecen neveras con ruedas, pero es mejor no dejarse engañar por la apariencia, ya que dentro se esconde una tecnología muy sofisticada.

Starship ha equipado a sus drones con diferentes cámaras, sensores y una tecnología de navegación autónoma, que trabajan en conjunto para ayudar al desplazamiento de la máquina por las aceras de la ciudad, esquivar a los peatones y transportar paquetes y otras mercancías de un lugar a otro.

A menos que estén cruzando una calle, estos robots no están pensados para ir por las carreteras. En lugar de ello, están diseñados específicamente para circular por las aceras. Y aunque pueda sonar un poco ridículo, este esquema de entrega en realidad ofrece grandes ventajas.

Para empezar, estos robots pueden transportar cargas mucho más grandes que un dron que realiza las entregas por el aire y pueden hacerlo consumiendo menos energía. También existe un riesgo menor de estrellarse, ya que los drones de Starship en realidad nunca se despegan del suelo.

La mayor ventaja, sin embargo, es que debido a que los robots de Starship no viajan por las carreteras ni por el aire, la empresa no tiene que superar tantos obstáculos normativos antes de que puedan empezar a funcionar estos drones y realizar entregas en ciudades de todo el mundo. Así que tal vez más acabemos compartiendo las aceras y los pasos de peatones con estos robots en un futuro no muy lejano.