En Detroit, Toyota muestra el sistema satelital de los autos del futuro

En el Detroit Auto Show, Toyota reveló su nuevo vehículo de investigación basado en el Mirai, que también expone los beneficios de la alianza con Kymeta.

El constructor japonés anunció recientemente que iba a invertir $1,000 millones de dólares en inteligencia artificial para prepararse para la próxima generación de los sistemas de seguridad de los vehículos. Este modelo Mirai es sin duda parte de uno de esos experimentos. Ostenta una antena satelital de panel plano, asientos de cuero negro, sistemas Infotainment en los asientos traseros, y numerosas pantallas adicionales.

Relacionado: Lexus LC 500, un auto excitante

Algunas de las funcionalidades del Mirai son un misterio, pero sabemos que la tecnología satelital está destinada a lograr una transferencia de datos de alta velocidad. Toyota instalará un módulo de comunicación de datos en los vehículos futuros para acelerar el procesamiento de la “enorme cantidad de datos” que se necesitan en los sistemas de seguridad y de comunicación auto-a-auto.

TY_mirai_03

Contrario a los satélites tradicionales, las antenas del satélite de Kymeta usan software y cristales líquidos en lugar de componente mecánicos que electrónicamente rastrean y giran por sí mismos hacia los satélites. El sistema de panel plano puede ser instalado desde fábrica o en la post-venta. “Por muchos años, Toyota se juntó con nuevas compañías alrededor del mundo para investigar nuevas tecnologías”, dijo Shigeki Tomoyama, oficial senior del management de Toyota Motor Corporation. “Nos entusiasmó el proyecto de Kymeta, porque su tecnología de antena plana puede resolver muchos de los desafíos que presentan las comunicaciones satelitales de los vehículos”.
TY_mirai_02

Toyota asegura que la comunicación de datos basada en satélites no es propensa a tener problemas de señal, una enorme ventaja en casos de colisiones o desastres naturales. Aunque quizás la mayoría de la investigación de Toyota comience a ser realidad y a dar resultados en 5, 10 o 15 años, la integración satelital en modelos de producción en serie es probable que se introduzca antes. Un indicador del compromiso de Toyota con este proyecto es su reciente inversión de $5 millones de dólares en Kymeta para acelerar la investigación.