Un Toyota Prius de carreras

Si pudieras convertir cualquier auto en un auto de carreras, ¿cuál elegirías? ¿Un Corvette? ¿Un Mustang? ¿Un Porsche 911? que tal ¿Un Toyota Prius?

El Prius parece un modelo muy alejado de un auto de competición, pero APR Racing lo convirtió en uno sin importarle el qué dirán. Develado en el Salón de Autos de Tokyo, el nuevo auto de carreras está basado en la cuarta generación del Prius, y correrá en la clase GT300 de la serie Súper GT japonesa.

Relacionado: En Detroit, Toyota muestra el sistema satelital de los autos del futuro

Como todos los autos de la serie Súper GT, este Prius ha sufrido muchas modificaciones. Primero, tiene un motor V6 de 3.5 litros en lugar del estándar de cuatro cilindros y 1.6 litros. De todos modos, el Prius sigue siendo un auto híbrido, con energía eléctrica suplementaria. Segundo, la carrocería. El auto de carreras es mucho más bajo y ancho que el Prius de fábrica, y lleva los alerones obligatorios y otras ayudas aerodinámicas.

Pero ésta no es la primera vez que un Prius se construye para correr en la Súper GT. Esta versión de hecho reemplaza a un auto basado en la tercera generación del modelo. La Súper GT alberga a una amplia variedad de marcas y modelos, incluyendo Lamborghinis y Porsches en la clase GT300 en la que corre el Toyota Prius, y también súper coupés japonesas súper modificadas como la Nissan GT-R, que corre en la clase de alta performance GT500.

TY_g300_08

Mientras tanto, Toyota continuará corriendo con un híbrido mucho más avanzado y sofisticado en la categoría World Endurance de la FIA, que incluye la popular y tradicional carrera de las 24 horas de Le Mans. El constructor de autos japonés volverá al ruedo con su TS040 Hybrid, un prototipo diseñado específicamente para competir en esta categoría, que tiene un motor V8 de 3.7 litros con asistencia eléctrica. Toyota ha intentado ganar las 24 Horas de Le Mans los últimos cuatro años, pero todavía no encontrado la manera de ganarle a Audi y a Porsche.

¿Quizás 2016 sea finalmente el año de Toyota en Le Mans? Es posible, pero sus competidores no se están quedando con los brazos cruzados.