Funcionarios alemanes investigan a Porsche por pruebas de emisiones fraudulentas

Los problemas de emisiones del Grupo Volkswagen podrían no haber terminado aún. Y es que un nuevo informe indica que el gobierno alemán estaría investigando a Porsche por la supuesta utilización de un dispositivo de medición “tramposo”, todo para eludir la regulación por emisiones.

El periódico alemán Wirtshafts Woche informa que funcionarios de Porsche habrían dicho al Ministerio Federal de Transporte que el fabricante de automóviles ha estado utilizando un dispositivo similar al que equipó a millones de modelos Volkswagen impulsados por un motor diesel. Este dispositivo se compone esencialmente de un código y de unos sensores que pueden saber cuando el carro está siendo objeto de pruebas y cuando no lo está, todo mediante la detección (o no) del girar de sus ruedas delanteras.

Relacionado: Porsche vendería modelos Cayenne Diesel con cero millas como vehículos usados

Cuando se detecta que el automóvil está siendo sometidos a pruebas, el dispositivo se activa automáticamente a un modo especial, reduciendo drásticamente las emisiones de CO2 y mejorando la economía de combustible. El dispositivo se apaga en condiciones normales, por lo que las emisiones de CO2 y el consumo de combustible aumentan. La Junta de Recursos del Aire de California (CARB, por sus siglas en inglés) encontró un dispositivo muy similar a este en un modelo de Audi el pasado mes de noviembre.

Los funcionarios alemanes interrogaron inicialmente a los ejecutivos de Porsche por este sistema, pero no consiguieron disipar sus dudas, razón por la cual iniciaron una investigación formal. Se trata de una situación actualmente en desarrollo, y otra información adicional (¿Qué modelos estarían afectados? ¿Hay automóviles en los Estados Unidos que estén equipados con este dispositivo?) no se ha hecho pública todavía.

Un portavoz de Porsche ha dicho al periódico alemán Stuttgarter Nachrichten que cada uno de los autos de la compañía cumple con los estándares de economía de combustible, así como con las regulación de emisiones que esté en vigor al momento de su venta. Admitió que cada auto de Porsche está equipado con un sistema que se activa y desactiva dependiendo del giro de las ruedas delanteras, pero destacó que estos datos se utilizan para calcular los puntos de cambio, no para activar un modo de prueba fraudulenta. Como hemos dicho, la noticia está actualmente en desarrollo, y ya te iremos informando de más detalles a medida que estos se vayan conociendo.