Kreisel Evex 910e es un deportivo eléctrico con estilo Porsche Vintage

Si todavía eres de los que está esperando el próximo roadster de Tesla, quizá deberías considerar seriamente la opción de este deportivo eléctrico vintage.

La firma de ingeniería austriaca Kreisel Electric se asoció con Evex Fahrzeubgau, una compañía que fabrica réplicas del deportivo Porsche 910. Recién debutando en el Techno-Classica de Essen, Alemania, el Kreisel Evex 910e se parece a un Porsche clásico en el exterior, pero cuenta con un moderno tren de propulsión eléctrico.

Fundada por tres hermanos, Kreisel Electric se especializa en el desarrollo de motores eléctricos. Su trabajo incluye la consulta de grandes fabricantes de automóviles y la construcción de algunos impresionantes vehículos personalizados, incluyendo una Mercedes-Benz G-Class eléctrico para Arnold Schwarzenegger. Ahora la compañía tiene los ojos puestos en algo mayor.

El Porsche 910 fue un auto de carreras que se estrenó en 1966. Estos modelos acabaron en la sexta posición en las 24 Horas de Le Mans de 1967 y ganaron el Nürburgring 1000 de ese año. Evex comenzó a producir réplicas en la década de los ‘70, pero no continuó después de haber acabado sólo cuatro ejemplares. Y ahora, el pasado año, reinició la producción. A diferencia del original 910, estas réplicas modernas son legales para ir por las calles, al menos en Alemania.

Mientras que el 910 original venía con un seis cilindros en línea de 2.0 litros, el Kreisel Evex 910e trae un motor eléctrico que genera 490 caballos de fuerza y ​​568 libra-pies de torsión. La energía mueve las ruedas traseras a través de una transmisión de dos velocidades. Kreisel afirma que es extremadamente rápido, y presumen de un sprint de 0 a 62 mph de 2.5 segundos y una velocidad máxima de más de 186 mph.

El paquete de baterías de iones de litio de 53kWh proporciona un alcance de hasta 217 millas por carga completa, según Kreisel. Además, el 910e es capaz de utilizar su carga de forma bidireccional, lo que significa que puede descargar la electricidad de su batería para actuar como fuente de energía (en caso de emergencia) para una casa u otro edificio. Ya te decimos aquí que no encontrarás esa característica en cualquier otro carro deportivo.

Kreisel dice que este Porsche re-imaginado será la primera de sus creaciones que esté a la venta. Eso sí, el precio es un poco elevado… Costará un poco más de un millón de euros. La compañía no ha dicho aún cuántos ejemplares fabricará.