Kia Picanto 2017: pequeño, pero sin ningún complejo

Kia le ha dado a su vehículo más pequeño un completo cambio de imagen, justo a tiempo para la edición 2017 del Salón del Automóvil de Ginebra. Desconocido en los Estados Unidos, el Picanto de tercera generación recibe una nueva apariencia y características técnicas tomadas de los miembros más grandes y caros de la compañía surcoreana.

Estudios de diseño en Corea del Sur y en Alemania trabajaron codo a codo para dibujar las nuevas líneas de Picanto. En su parte delantera, el hatchback gana unos faros angulares que se extienden por la amplia de la parrilla —marca registrada de Kia— intercalada entre dos líneas de adornos brillantes. El extremo trasero vemos unas luces de cola en forma de C y un parachoques negro. Como muchos de sus rivales, Kia está en el mercado para demostrar que los vehículos pequeños no tienen que sentirse acomplejados.

Relacionado: Volkswagen Golf se hace un pequeño lifting

En el interior, el salpicadero está dominado por una pantalla táctil de color de siete pulgadas que ejecuta el sistema de información y entretenimiento. El software es compatible tanto con Android Auto como con Apple CarPlay, característica bastante poco común en Europa. La lista de opciones incluye también un cargador de teléfono inalámbrico, prueba del compromiso de Kia de dotar a sus carros más pequeños con las prestaciones propias de los más grandes. La compañía también asegura que el Picanto es ahora mucho más silencioso que antes, especialmente en ralentí.

En Europa, los compradores de Picanto tienen tres posibilidades de motor. La unidad de nivel de entrada es un tres cilindros de 1.0 litros de aspiración natural que proporciona 67 caballos de fuerza a 5,500 rpm y 71 libras-pie de torque a 3,500 rpm. El siguiente es un cuatro cilindros de 1.2 litros que genera 84 caballos. El tercer y último motor es una versión turbo del tres cilindros que genera 100 caballos de fuerza y ​​127 libras-pie de torque.

La tracción delantera y la transmisión manual de cinco velocidades vienen de serie, independientemente del motor elegido, aunque el motor de 1.2 litros está disponible con una caja de cambios automática de cuatro velocidades por un costo adicional. Las especificaciones de rendimiento no han sido anunciadas, pero el comprador objetivo del Picanto le preocupa más su radio de giro que el tiempo que tarda en ir de 0 a 60 mph.

El Kia Picanto 2017 saldrá a la venta en toda Europa unos meses después de su presentación pública en Ginebra. Al momento de esta publicación, Kia no tiene planes de expandir su alineación de los EE.UU. con algún modelo posicionado por debajo del Rio, por lo que es muy poco probable que el Picanto cruce el Atlántico.