Sin punto de apoyo: las motocicletas autoestabilizadas saldrán a la venta el próximo año

Las motocicletas están a punto de dar un gran salto hacia el futuro. Gracias a un nuevo prototipo de Thrustcycle, los modelos autoestabilizados podrían estar circulando por las calles ya en 2017.

El GyroCycle se mantiene en posición vertical gracias a un mecanismo interno que crea un efecto giroscópico. Mientras que este efecto es generado por cada motociclista a velocidades más altas, la estabilización aquí sucederá incluso mientras la motocicleta esté detenida. Un beneficio añadido de esto será que la moto no perderá tracción ni derrapará en un curva o giro, dando un mayor control y seguridad al motociclista.

Relacionado: BMW presenta su motocicleta K1600 B 2017

Las motocicletas de equilibrio automático podrían abrir un nuevo mercado para los jóvenes y viejos motoristas por igual. Aquellos que se suban a una por primera vez no tendrá que aprender a equilibrar un vehículo pesado. Del mismo modo, los motociclistas más viejos a menudo carecen de la fuerza para sostener una motocicleta. Esto último ha sido la carta ganadora de los vendedores de motocicletas de tres ruedas. El GyroCycle proporcionará otra alternativa, con un diseño más tradicional de dos ruedas.

Aunque Thrustcycle se ha propuesto poner la primera motocicleta giroscópica en el mercado, esto no significa que no tendrá competencia. No hace mucho tiempo, BMW dio a conocer su concepto de motocicleta Motorrad Vision Next 100. En cualquier caso, estas nuevas motos son más seguras, más limpias y más silenciosas. La falta de un motor de gasolina será una desilusión para más de alguno, aunque a los jefes de desarrollo tecnológico les encanta la apariencia futurista de estos modelos

El gran problema al que se enfrentan estos vehículos de alta tecnología será sin duda su costo. Todavía no se han publicado los precios oficiales, pero Thrustcycle ha sugerido que el sería inferior a 20,000 dólares.

Con múltiples motocicletas autoestabilizadas en desarrollo, parece que estamos cada vez más cerca de ver modelos similares a la Tron dando cueltas por las calles. Un momento en el cual la tecnología logra que realidad alcance a la ciencia ficción.