Caterham Seven Sprint celebra los 60 años de un ícono

El fabricante inglés Caterham está celebrando el 60º cumpleaños su icónico Seven con un modelo de edición limitada llamado Seven Sprint. Y lo cierto es que a este auto el lucir con aire “retro” le resulta relativamente simple, ya que la apariencia del Seven se ha mantenido prácticamente sin cambios durante las últimas seis décadas.

El Seven Sprint se basa en la producción regular del Seven 160, modelo de entrada de Caterham. Sin embargo, posee ahora una rejilla con inserciones cromadas, llantas de acero de color crema y con tapacubos pulidos, luces traseras y placas de inspiración retro en ambos extremos. La gama de colores incluye seis tonalidades: crema, amarillo meloso, rojo Regency, verde Camberwick (nombre tomado de un programa de televisión británica de 1960), verde British Racing, y azul brumoso.

Relacionado: El Caterham Seven 310 te devuelve a la esencia de la conducción

La cabina ha sido actualizada con un volante de tres radios con borde de madera, tapicería de cuero rojo, y un retorno a los manómetros analógicos, similares a los incluidos en los primeros Sevens de la década de los ‘60. Los compradores que quieran airbags, control adaptativo de crucero, y A/C mejor que ni se les ocurra pedirlo.

Aún así, el aspecto retro es sólo superficial. La energía le es proporcionada por un motor de tres cilindros de 660 cc. con turbocompresor tomado de Suzuki, y ajustado para producir 80 caballos de fuerza a 7,000 rpm, y 79 libras-pie de torque a 3,400 rpm. Una transmisión manual de cinco velocidades es la que envía esta potencia a las ruedas traseras.

Puede parecer común y corriente, especialmente en los días en que Dodge está produciendo carros de 707 caballos de fuerza. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el Seven Sprint pesa alrededor de 1.100 libras —poco menos de 500 kg— gracias al uso generalizado de aluminio. Por ello, es capaz de alcanzar 60 mph en 6.9 segundos, pudiendo alcanzar una velocidad máxima de 100 mph, unos 160.9 km/h

El Caterham Seven Sprint está a la venta en las islas británicas, así como en un puñado de países de Europa continental. Los precios comienzan en las £27,995 libras, una suma que se convierte en unos $37,000 dólares al tipo de conversión, y sólo se ofrece como vehículo completo. Los que quieran uno deben actuar con rapidez, ya que sólo 60 ejemplares del Seven Sprint estarán disponibles en todo el mundo.