El Bugatti Chiron híbrido todavía es posible

Un par de años atrás, los rumores de la industria decían que el sucesor del Bugatti Veyron llegaría con un propulsor híbrido gasolina-eléctrico. Estos rumores resultaron ser falsos, como pudimos ver en el Auto Show de Ginebra a principios de este año. Pero la compañía francesa ha puesto de manifiesto que un propulsor híbrido de alto rendimiento todavía es plausible.

“[Un híbrido] es algo que estamos considerando. Ya veremos lo que sucede en el futuro”, ah dicho el CEO de la compañía, Wolfgang Dürheimer, en una entrevista con la revista británica Autocar.

Relacionado: Bugatti Chiron quiere romper todos los récords

Dürheimer dejó en claro que la única razón por la cual el Chiron adoptaría la electrificación sería en aras de aumentar su rendimiento. Si esta posibilidad se da, el modelo híbrido se posicionará un punto por encima del coupé estándar, ya que contaría con más de 1,500 caballos de fuerza.

La propulsión híbrida no está contemplada en ningún caso como una forma de mejorar la economía de combustible, ni tampoco por reducir las emisiones. Además, el Chiron híbrido no sería capaz de manejarse sólo con electricidad yendo a baja velocidad, cómo sí se puede hacer con el Porsche 918 Spyder y el McLaren P1.

Dürheimer también fue quien en su momento señaló que los rumores iniciales que hablaban de un Chiron híbrido eran plausibles. La compañía parece haber considerado seriamente esta posibilidad durante su fase de desarrollo, pero se decantaron finalmente por los 1,500 caballos del motor quad-turbo de 16 cilindros sin recurrir a un motor eléctrico y su correspondiente paquete de baterías, componentes que añaden una cantidad considerable de peso al vehículo

Bugatti se encuentra actualmente en un punto de expansión. Los comentarios de Dürheimer sugieren que una versión más potente de la Chiron está a la vuelta de la esquina, además de haber admitido ya, previamente, que la fabricación de un modelo más asequible también está bajo consideración. Este podría tomar la forma de un coche deportivo más pequeño, ubicado en la alineación justo por debajo del Chiron. Podría ser un modelo totalmente eléctrico, o un sedán de alta gama —inspirado en el concepto Galibier—, o incluso una SUV. Sin embargo, Bugatti ha dejado bien claro que un Chiron descapotable no verá la luz del día.