Acura NSX GT3: más salvaje que nunca con su carrocería de fibra de carbono expuesta

Con Acura claramente se cumple ese viejo dicho de “ganar el domingo, vender el lunes”. El NSX 2017 acaba de ganar la clase Time Attack 2 en el Pikes Peak International Hill Climb 2016, y ahora Acura ya está preparando un superdeportivo híbrido para su próxima carrera.

La división de lujo de Honda sacó el auto de carreras NSX GT3 para una sesión fotográfica y una sesión de pruebas en la pista de pruebas GingerMan, de Michigan. Acura mostró por primera vez este carro en el New York Auto Show de 2016, pero todavía está trabajando en él con vistas a su debut en las competiciones del próximo año.

Relacionado: Acura NSX 2017 ya rueda por las carreteras, 26 años después del original

Con su carrocería de fibra de carbono expuesta, el NSX GT3 se ve aún más rudo que lo que ya parecía en la Gran Manzana. El vehículo de carreras ha modificado bastante su carrocería, incluyendo la ampliación de las rejillas de ventilación del cofre, para conseguir una mejor refrigeración del motor. Además, se le habrían realizado algunas mejoras aerodinámicas, como un difusor debajo de la carrocería, y un vistoso alerón trasero. Eso sí, a diferencia de otros coches de competición, el producto final sigue siendo reconocible como un NSX.

El tren motriz incluye un V6 doble turbo de 3.5 litros, utilizado ya en el NSX. Sin embargo, la transmisión automática de doble embrague y nueve velocidades fue dejada de lado en favor de una caja de cambios secuencial de seis velocidades. El GT3 posee también tracción trasera, y no en todas las ruedas, como el auto “de calle” NSX.

El uso de materiales “de serie”, tanto en la carrocería como en el motor, son sólo algunos de los requerimientos que la FIA GT3 exige para sus autos de competición. Estas exigencias permiten a los aficionados tener la seguridad de que los bólidos que ven en competición se asemejan (y mucho) a los vehículos que pueden ellos mismos conducir por las carreteras.

Relacionado: Acura presenta su nuevo CDX y anuncia una nueva etapa en China

Acura espera tener “certificado” el NSX GT3 este mismo otoño. Su debut en competición sucederá en algún momento del próximo año, aunque Acura no ha dicho todavía qué serie el vehículo va a competir, pero todo indica que reemplazaría a los sedanes TLX GT que estarán compitiendo en el próximo Pirelli World Challenge de este mismo mes.